Bisbal embarca en su yate a la guía de los pescadores ante la sorpresa de todos

  • El barco de recreo propiedad del cantante ha sido el elegido para portar a la patrona. Un secreto bien guardado que ha sorprendido los asistentes que un año más han acudido a esta concurrida procesión.

En la previa de la onomástica de la Virgen del Carmen, la barriada roquetera de Aguadulce celebró su tradicional, concurrida y singular procesión marítimo-terrestre. Este año con la gran sorpresa de todos de que el barco encargado de llevar a bordo la imagen de la patrona ha sido el yate que es propiedad del cantante almeriense, David Bisbal, quien ha estado presente y ha participado activamente en esta manifestación religiosa durante la que le ha acompañado José Juan Rubí, concejal de Deportes y Tiempo Libre.

Pasados unos minutos de las seis de la tarde, la imagen de Nuestra Señora del Carmen salía de su ermita dirección al puerto deportivo de Aguadulce en romería. Le acompañaban los miembros de la Hermandad y cientos de devotos.

Llegados al puerto nadie sabía aún -y quienes lo sabían se lo reservaban- el barco que pasearía por la bahía a la Virgen. Para sorpresa de todos hacía su aparición Bisbal y así se despejaba la incognita mejor guardada de esta edición de las fiestas. Ha sido el artista quien ha tenido el honor de subir a bordo de su precioso yate a la imagen de la patrona.

Tras el embarque daba comienzo el tradicional paseo por la bahía en una tarde con un mar en calma y muy buena temperatura. Los termómetros han registrado unos 30 grados de media. Al yate de Bisbal le seguían alrededor de una veintena de embarcaciones, todas de recreo, que hicieron sonar sus bocinas durante este recorrido que se extendió aproximadamente una hora y que como de costumbre llegó hasta Roquetas. Un paseo en el que se rindió homenaje a los pescadores fallecidos a través del lanzamiento de un ramo de flores.

Alcanzado el muelle se procedió al desembarco de la Virgen por parte de la Hermandad. Con ella en tierra dio comienzo la celebración de la santa misa en la explanada del puerto, que fue oficiada por Antonio Jesús Martín Acuyo, párroco de Aguadulce , y que escucharon unas 300 pesonas. A la procesión y posterior misa acuidó el alcalde de Roquetas de Mar, Gabriel Amat, acompañado por otros de sus concejales del equipo de gobierno.

Hoy las fiestas en honor a la Virgen del Carmen de Aguadulce, después de celebrar este destacado acto, llegan a su final. Habrá actividades para los pequeños de la, una nueva edición de la Feria del Mediodía por los bares del  municipio, actividades deportivas, además de una nueva cita religiosa con la que rendir culto a la patrona en su día grande. Este jueves hay previsto a partir de las nueve de la noche una procesión  terrestre que recorrerá las principales calles de la localidad.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios