Una Gerencia de diseño singular con un restaurante en la azotea y vistas al Cerro

  • El Ayuntamiento gastará unos 3,7 millones de euros en la construcción de este edificio con el que se quiere reactivar el casco histórico capitalino

Castellón, flanqueado por los dos arquitectos ganadores del concurso. Castellón, flanqueado por los dos arquitectos ganadores del concurso.

Castellón, flanqueado por los dos arquitectos ganadores del concurso.

La construcción del edificio que acogerá la Gerencia de Urbanismo sobre el aparcamiento subterráneo de plaza Marín se ha convertido en una pieza esencial para el Ayuntamiento de Almería a la hora de inyectar vida al casco histórico. Con un diseño singular, con el que se pretende marcar impronta, dotado de energías renovables, y con una inversión superior a los 3,7 millones de euros, el inmueble añade el atractivo de una tercera planta y cubierta destinadas a la restauración, desde donde podrá contemplar la Plaza Vieja y la Alcazaba, pero sobre todo un Cerro de San Cristóbal cuyo entorno el equipo de gobierno pretende también mejorar.

El concejal de Desarrollo Urbano, Miguel Ángel Castellón, junto a los arquitectos de la UTE Lotoarq, ganadores del concurso de ideas lanzado a través de la empresa municipal Almería XXI, presentó ayer en rueda de prensa la características de la futura Gerencia, cuyas obras serán licitadas el próximo mes de abril. "No es solo la idea de unas dependencias municipales más". Aparte del espacio reservado para la hostelería, el edificio contará con una sala multiusos destinada a exposiciones, conferencias y otros actos culturales abierto al uso público. Estos elementos agregados multiplicarán la corriente de visitantes a sumar a los más de 80 trabajadores de Urbanismo y al trasiego habitual de estos servicios municipales.

Cada uso -Gerencia, restaurante y sala de exposiciones-, tendrán entradas diferentes al objeto de no limitar la utilización del inmueble al horario puramente administrativo.

Con una inversión prevista de 3.734.925 euros y un plazo de ejecución de aproximadamente un año, el proyecto plasmado por los arquitectos Juan M. López Torres y Juan M. López González ,"es una declaración de intenciones que apuesta por la construcción de un edificio vanguardista en su diseño y adaptado al entorno; funcional y eficiente, poseedor de la máxima calificación energética 'A' y que apuesta también, en su construcción, por materiales producidos y fabricados en la tierra, como el Dekton Cosentino", ha señalado.

El nuevo edificio ocupará una superficie de algo más de 1.000 metros cuadrados sobre el vuelo del aparcamiento subterráneo de Plaza Marín y contará con una edificabilidad total de 3.043,60 m2, destinados a uso administrativo y también a restauración. El proyecto de ejecución incluye el acondicionamiento de parte de la planta baja, que permita el acceso al nuevo edificio y, sobre la existente, la construcción de dos plantas y ático. En estas quedarían distribuidos los espacios necesarios para el servicio de la Gerencia de Urbanismo con sus distintas secciones.

Con su construcción el Ayuntamiento cumple una doble finalidad: "Continuar con la política de reducción de gastos en concepto de alquiler que soporta el Ayuntamiento -actualmente y en concepto de alquiler las dependencias de Urbanismo en la Rambla suponen un coste anual de casi 300.000 euros- , y seguir apostando por la revitalización y regeneración del casco histórico, llevando a esta parte de la ciudad un elemento que, sin duda, será dinamizador y que sigue a otras actuaciones que caminan en ese objetivo, como las obras de la Plaza Vieja o los planes de mejora para los entornos de la Alcazaba y el cerro de San Cristóbal", ha explicado Castellón.

En el detalle del proyecto, ha destacado "la organización de espacios, hasta en cuatro niveles, configurando un edificio abierto, generando espacios de doble y triple altura, y con una distribución muy flexible para dar cabida a las necesidades en el uso administrativo que tendrá este edificio". Mención especial para un tratamiento de fachada "respetuoso con el entorno, pero con personalidad", significando en el revestimiento exterior del edificio "la combinación de tres elementos: una doble piel ventilada que tamiza la luz, evitando una excesiva radiación solar hacia el interior, amplios ventanales acristalados y placas de Dekton Cosentino, en grandes formatos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios