Limpieza de fondos de Aguadulce

  • La asociación Mar Azul ha participado en una actividad que se desarrolla en la zona donde hay más posidonias · No quieren facilitar información concreta sobre el lugar porque la gente las usa de adorno

La Fundación Telefónica ha subvencionado un proyecto para la limpieza de fondos marinos que se ha desarrollado recientemente en la playa de Los Bajos, en el litoral entre Aguadulce y Roquetas de Mar, organizado por la asociación Mar Azul en el monumento natural de las barreras de posidonias, una zona que alberga más de un millar de diferentes especies submarinas de vida. Uno de los objetivos de la jornada medioambiental era concienciar a la gente de que no hay que dejar ningún desperdicio abandonado en las playas "porque nos encontramos con graves problemas con el plástico, que es un material que no se degrada, sino que se va disgregando y haciéndose partículas cada vez más pequeñas y queda disuelto en el agua. Hay peces que lo van incorporando y se lo comen, y antes o después todo el plástico y su componente químico llega a nosotros", afirma Mercedes, miembro de la asociación Mar Azul. En concreto el importante proyecto que han llevado a cabo es un censo de nacras (pina nobilis), una especie de mejillón gigante nativo del Mediterráneo.

"Queremos comprobar el número de nacras que hay en la zona y estamos descubriendo que hay una población muy interesante. Es una especie que sirve como bioindicador y nos muestra si hay una llamada de atención sobre el estado medioambiental y ecológico de estas aguas. Nuestro trabajo es encontrar las nacras, marcarlas geográficamente, medirlas y calcular su edad. Hay un gran número concentradas en dos o tres áreas, un dato importante que hasta ahora desconocíamos, y hay ejemplares de más de 90 centímetros, lo que significa que son muy viejos. Toda esta información se publicará, pero no vamos a revelar dónde están, porque desgraciadamente hay gente que se las lleva a casa de adorno, algo que está totalmente prohibido. Es una especie protegida y muy vulnerable. No se puede pescar ni se puede sacar del mar, es un mensaje para quienes todavía lo hacen", argumenta Mercedes mientras junto a sus compañeros limpia la arena de la playa de los residuos que dejan las personas de forma inconsciente.

El proyecto pina nobilis trabaja por lo tanto en el estudio de la nacra como bioindicador de la la salud del Mar Mediterráneo.

Al Instituto de Ecología Litoral de la Comunidad de Valencia se envían los datos recogidos por la asociación Mar Azul en las aguas roqueteras ya que esta institución está realizando un estudio específico sobre la nacra y sus características como bioindicador en la reserva marina de Tabarca.

"Ellos están haciendo un estudio en aguas donde el ecosistema es perfecto, aguas transparentes de una reserva marina, con posidonia en excelentes condiciones, y las que nosotros tenemos por aquí no están tan bien, por lo que lo datos son útiles".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios