Vivencias de un principito para el público infantil

  • La Luna Teatro ofreció uno de los clásicos adaptado para los niños que llegaron de los distintos colegios del municipio

Recuperar un clásico para niños muy pequeños se tiene que adaptar de una forma muy creativa que llegue a captar de forma unánime a todos los niños de un auditorio. La Luna Teatro sabe como realizarlo y lo demostró ayer en la doble función de la representación El Principito.

Niños de distintos colegios del municipio entraron en fila india al Teatro Municipal. Siempre siguiendo el orden que le marcaban sus profesores se sentaron en las butacas para ver el inicio de la representación.

Antes de que entraran los intérpretes a escena, los pequeños se mostraban emocionados por estar en el teatro y poder disfrutar de una representación teatral.

Una de las actrices salió antes de comenzar con el espectáculo de marionetas para dar una serie de instrucciones y aseguró que "para nosotros es muy importante estar aquí, lo hemos intentado en otras ediciones".

Cuando la actriz dijo os voy a contar "unos secretos del teatro", los pequeños mostraron su asombro y se mostraron curiosos ante lo que les iba a contar. Lo que pidió principalmente es "concentración" y un aplauso para todo el equipo que había hecho posible esta intervención. Los niños se giraron para

También avisó sobre el apagado de luces y anunció que la obra iba a comenzar ante la emoción de los pequeños. Con todo el Teatro sin luz, y una luz verde que iluminaba el escenario, todos los niños se asombraron y comenzaron a disfrutar de El Principito.

Esta obra de marionetas también incluyó carteles donde se mostraban una serie de dibujos que realizaba el protagonista y hacía que la imaginación de los pequeños volase y haciendo alusión a la poca que tienen los mayores.

Los intérpretes también jugaron con distintos sonidos que suscitaron las risas de los niños presentes en el Teatro Municipal.

El personaje intenta transmitir el esfuerzo y la responsabilidad y fomenta la amistad y la camaradería con imágenes simples y de fácil entendimiento para los niños.

Durante cincuenta minutos, los alumnos de los colegios municipales disfrutaron en todo momento de las aventuras de El Principito. Los profesores tuvieron que llamar al orden en varias ocasiones, pero los niños se comportaron bien. Rieron y sufrieron, de igual forma, con las aventuras de El Principito a cargo de la compañía La Luna Teatro.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios