Un centenar de personas busca a Juan Antonio Sánchez pese al frío

  • El Auditorio fue el punto de inicio en el que se congregaron familiares, amigos, efectivos de Protección Civil, voluntarios de Madrid, y personal de Cruz Roja y bomberos de Guadix

Juan Antonio Sánchez Sánchez tiene muchos amigos y gente que le adora. Así se demostró en la mañana de ayer, cuando más de un centenar de personas se reunieron a las puertas del Auditorio de Roquetas de Mar para participar en las batidas que se están realizando para encontrarle, ya que este ejidense de 38 años desapareció en la madrugada del 19 al 20 de diciembre pasado tras estar con unos amigos en un pub de la zona de Oliveros, en la capital almeriense. En el momento de su desaparición vestía vaqueros oscuros, jersey de punto blanco a rayas horizontales y rojas, con cazadora oscura. Conducía un coche Audi A3 de color negro con matrícula 3499 FPS que tampoco ha sido localizado.

Incluso llegó a haber una persona detenida como presunta implicada en los hechos, como confirmaba su cuñada Maribel Carrión, portavoz de la familia en estos difíciles momentos. "Sobre las dos y media de la madrugada se despidió de los amigos con los que había ido a cenar y a tomar unas copas y fue a buscar su coche para volver a El Ejido, que lo tenía aparcado en la zona de los juzgados. Desde entonces no sabemos absolutamente nada. Hubo un detenido y se decretó secreto del sumario. Se sospecha, por declaraciones de algunos testigos, que al salir Juan Antonio del pub donde estaba y cruzar a la acera de enfrente había un individuo que se había pegado a su lado andando, hasta que un guarda de seguridad pudo ver que le estaba siguiendo. Otro testigo, una amiga de Juan Antonio y de la familia, declaró que al día siguiente, el domingo sobre las cinco menos veinte, había visto su coche por la zona de Oliveros circulando a gran velocidad y que lo conducía otro individuo, y después en sus declaraciones en la Policía coincidieron en que era la misma persona."

Muchos amigos y familiares acudían a la cita en el Auditorio roquetero, desde donde el Grupo de Rescate y Búsqueda Español GRYBE coordinó las tareas de rastreo entre los voluntarios. La familia de Juan Antonio se puso en contacto con el colectivo SOS Desaparecidos y con GRYBE, rellenando un formulario a través de Internet. Inmediatamente el Portavoz de este Grupo de Voluntarios, Alejandro Fernández, se puso en contacto con la portavoz de la familia, Maribel Carrión. A partir de ese primer contacto el colectivo cuelga la información en Internet y comienza a movilizar todos los dispositivos para organizar esta búsqueda. Un grupo de 5 voluntarios se desplazaban expresamente desde Madrid, contándose con la colaboración de Protección civil de Roquetas de Mar, El Ejido y Vícar, así como Cruz Roja Marítima y bomberos de Guadix. Desde Granada también llegaban amigos del desaparecido para participar en su búsqueda, que se realizó a pie por lo que era necesario ir preparado con vestimenta adecuada, así como con agua y comida para todo el día.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios