La crisis en la construcción lleva a los albañiles a entrar en el Ejército

  • El número de jóvenes que acuden a solicitar información a las dependencias militares ha aumentado con respecto al pasado año · En Almería, la mayoría de los aspirantes son de origen sudamericano

Lo que antes era una profesión vocacional o heredada de padres a hijos como la militar se está convirtiendo con el paso de los años en una salida para aquellos que en su trabajo pasan por problemas o para quienes quieren mejorar sus condiciones laborales. Algo así es lo que sucede en el sector de la construcción. Las últimas crisis están incrementando el número de trabajadores que abandonan para intentar el ingreso en las Fuerzas Armadas. Un claro exponente de los problemas en este sector se encuentra en el valor de las ventas de pisos que ha disminuido en un 14% en el año 2007, como ya informaba este medio.

La Comandancia Naval de Almería está recibiendo en lo que va de 2008 a un gran número de aspirantes que acuden a pedir información, superando con creces las recibidas en 2007. Entre los solicitantes se ha registrado un incremento en los jóvenes de origen sudamericano así como en extrabajadores de la construcción.

Precisamente la crisis que está atravesando el sector del ladrillo se hace notar en las dependencias militares, donde acuden en gran número demandando información y solicitando impresos para inscribirse entre la lista de aspirantes para realizar las pruebas de acceso que en el caso de la capital, tienen lugar en Granada.

El número de citas para la demanda de información se ha incrementado notablemente y la mayor parte de los que quieren folletos e indicaciones termina por realizar las pruebas de acceso, según fuentes de la Comandancia Naval de Almería que han valorado esta incidencia como "muy positiva" ya que "estamos ante una profesión que cada día atrae a más gente".

Entre las especialidades más demandadas se encuentra Infantería de Marina, mecánica y electricidad (que es solicitada sobre todo por los extranjeros) así como hostelería, maniobras y navegación. Dentro de la provincia, la mayor petición la concentra el Ejército de Tierra, concretamente La Legión, mientras que en segundo lugar se encuentra la Armada Española.

A nivel nacional, la estadística es más clara: en el año 2007, un 64% de efectivos prestaron sus servicios en Tierra mientras que un 16% lo hicieron en la Armada y un 15% en el Ejército del Aire.

No obstante, estos datos no son significativos del todo, ya que el proceso de selección, según fuentes oficiales de la Comandancia, es continuo, complementándose año tras año y de este modo, no existen periodos de fracción temporal.

Las mismas fuentes han señalado que, en buena parte, el incremento en el número de demandas se debe a la seguridad de un puesto de trabajo, un buen sueldo y en gran medida a un sentido militar vocacional o familiar.

Para ingresar en el Ejército se puede optar por tres entradas diferentes. En primer lugar, como militar de carrera con una relación de servicios de carácter permanente, militar de complemento con una relación de servicios con carácter temporal o permanente por promoción interna y militar profesional de tropa o marinería con una relación inicial de servicios de carácter temporal. Todas ellas tienen unos requisitos diferentes, que pueden ser consultados en la web del Ministerio de Defensa www.mde.es.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios