Otro niño enfermo de meningitis en Almería evoluciona favorablemente

  • Los médicos del Hospital Torrecárdenas atendieron hace varios días un segundo caso de contagio menos grave · Los padres del bebé fallecido no creen que su hijo haya muerto por un fallo médico

El caso de meningitis del menor de dos años que falleció en la madrugada del lunes al martes no ha sido el único que se ha registrado en la capital almeriense en los últimos días. El hospital Torrecárdenas registró otro caso en el que también el afectado era un menor. Sin embargo, en esta ocasión el germen de la enfermedad se desarrolló en su tipo menos grave y, según ha podido saber este periódico, su evolución es positiva y al parecer no se teme por su vida.

La provincia de Almería no es la única en la que ha aparecido la meningitis. Hace apenas dos meses en Granada se activó un protocolo para administrar tratamiento preventivo a la familia, a los compañeros de clase y a los profesores de un menor de cuatro años que ingresó en la Unidad de Cuidados Intensivos aquejado de dicha dolencia.

Precisamente la costa de Granada también fue hace poco escenario de varios casos. Es por esto por lo que se maneja la hipótesis de que el germen pudiera tener su origen en esta provincia colindante con Almería. No obstante, y como aseguraron desde la Delegación Provincial de Salud de la Junta de Andalucía, "hasta el momento no se tiene constancia de cómo, cuándo y dónde se contagió el pequeño fallecido".

Lo que sí parece que tienen bastante claro los padres es que su hijo ya no está con ellos porque una enfermedad "fulminante" acabó con su vida. Así lo indicaron fuentes cercanas a la familia.

A pesar de lo que algunos médicos opinan sobre el caso, la familia del pequeño piensa que el no haber diagnosticado la meningitis el primer día que acudieron a urgencias no es un error médico. Al parecer, hasta el momento no tienen la intención de interponer una denuncia contra el Complejo Hospitalario que atendió al bebé.

Esto no es lo que piensan algunos profesionales sanitarios, que no dudaron en manifestar que para ellos "el haber dejado que un niño tan pequeño se vuelva a casa con cuarenta de fiebre y sólo con un antipirético como tratamiento es muy arriesgado. Son muchos los casos de personas que llegan a urgencias y con un simple resfriado son ingresados".

El menor llegó a urgencias el domingo por la tarde con fiebre muy alta, pero los médicos no consideraron que fuera grave. Le dieron un antipirético y en ningún momento manejaron la posibilidad del ingreso. Al día siguiente además de un cuadro de fiebre alta, el menor amaneció con manchas en la piel. Según indicaron fuentes cercanas a la familia, los padres decidieron volver a urgencias porque creían que el pequeño había cogido el sarampión. Sin embargo, se trataba de una enfermedad más grave. Eran las nueve de la mañana y de inmediato ingresó en la Unidad de Cuidados Intensivos pero no pudieron hacer nada por salvarlo.

Hasta el momento, desde la Delegación Provincial de Salud aseguran que no existe riesgo de un brote en la capital y llaman a la sociedad a la calma. Desde el momento en que se registró el caso se activó el protocolo preventivo que corresponde cuando aparece esta enfermedad, con lo que "no tiene por qué haber ningún afectado más".

El técnico de Salud, Tesifón Parrón, explicó que "una persona puede tener el germen y no desarrollar la enfermedad. No se conoce el mecanismo de por qué unas personas lo desarrollan y otras no. Podría ser por una bajada de defensas o por la mutación del virus o bacteria que se hace más patológica".

Como ya se informó, Salud ha administrado un tratamiento preventivo a 45 niños de entre un mes y tres años que eran compañeros de la guardería en la que estaba inscrito el pequeño fallecido, y a otras siete personas adultas entre padres y profesores del centro infantil.

El menor fue enterrado el lunes a última hora de la tarde en la capital. Los padres contaron con el apoyo de decenas de amigos y familiares que llenaron con su presencia las instalaciones del Tanatorio de Almería y acompañaron a la familia hasta el último momento en el cementerio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios