El centro logístico de Pulpí ya tiene el proyecto de conexión con el AVE

  • La sociedad empresarial examinará el martes con el Adif el enlace definitivo de su plataforma a la futura línea de alta velocidad en base al estudio técnico de viabilidad de la consultora Ineco

Comentarios 0

La sociedad Port Rail Almanzora Levante, constituida inicialmente por casi una veintena de empresas, perfila desde hace meses con el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) el proyecto de construcción del ramal que unirá su futuro centro logístico de Pulpí con la línea de Alta Velocidad de Almería a Murcia integrada en el Corredor Mediterráneo. El martes concretarán el enlace definitivo en base al anteproyecto técnico y el estudio de viabilidad elaborado por la consultora de ingeniería y transporte Ineco con la intención de que pueda estar operativo en el mismo momento en el que lleguen al levante almeriense los primeros trenes desde Murcia. La fecha de puesta en marcha del puerto seco dependerá, por tanto, del ritmo de obras y licitaciones del Ministerio de Fomento en el resto de la línea de AVE en la provincia, si bien se podría incluso adelantar ese plazo si salen adelante la negociación con un operador que ha planteado la posibilidad de dar salida a las mercancías de la provincia a través del ancho ibérico del ferrocarril convencional para luego saltar al ancho internacional mediante un cambiador. No obstante, se trata de una medida provisional, todas las miradas de esta plataforma logística intermodal de iniciativa privada están puestas desde hace años en la culminación de todos los tramos del eje mediterráneo en el sureste español. De hecho, el presidente de Port Rail Almanzora Levante, Javier Serrano, fue uno de los ponentes en la tribuna organizada por el lobby Ferrmed esta semana en Barcelona en la que se reclamó la necesidad de que el Corredor Mediterráneo de Almería a Turín esté plenamente operativo en 2017. En el encuentro al que se sumaron el Consorcio de la Zona Franca y la asociación EU Core Net Cities se ha demandado a los gobiernos español y francés que se pongan las pilas e inviertan en las infraestructuras que tienen mayor impacto socioeconómico, poniendo sobre la mesa datos más que contundentes sobre este eje ferroviario costero convertido en la locomotora de nuestro país: concentra más del 40% de la población y del Producto Interior Bruto. En el foro que se organizó en el Recinto Modernista de Sant Pau, con la presencia en sus mesas redondas de representantes de la Comisión Europea, el Ministerio de Fomento y el tejido productivo, Javier Serrano esgrimió la debilidad de la logística y el transporte de mercancías en Almería porque se vislumbra un colapso en los próximos años de un sistema tradicional de exportaciones por carretera al 90% de posibilidades. A su juicio, cada vez encuentran más obstáculos como restricciones al transporte por camión y mayores impuestos que sumados a los cuellos de botella de Alemania y Francia disparan los costes de los productores almerienses. El panorama que dibuja esta sociedad con empresas de Pulpí, Vera, Huércal Overa, Águilas y Lorca, entre otros municipios de la comarca, es el de un incremento de exportaciones de un 50% en los próximos diez años, lo que se traduciría en costes por carretera inasumibles para un sector como el agroalimentario en su permanente esfuerzo por poder ahorrarse un céntimo, así como una pérdida de competitividad en relación a otros países.

"El Corredor Mediterráneo es fundamental para que lleguen los productos almerienses a Europa con calidad y a mejores precios, además de que permitirá estar en mercados más lejanos", asegura el presidente de la plataforma. Y no sólo plantea la necesidad del eje para el sector agrícola, la piedra natural y otras manufacturas de la comarca también tienen intereses en el futuro centro logístico. Es más, la multinacional Cosentino es una de las empresas que están detrás de la iniciativa logística del levante. En los grupos de trabajo en los que colaboran con el lobby Ferrmed han planteado que el eje ferroviario debe asumir parte de los 3.500 camiones de hortalizas y frutas que parten cada día desde el levante español hacia el corazón del viejo continente. Tan sólo en la provincia de Almería se cargarían 80 trenes semanales si existiera la infraestructura necesaria.

Pero pese a la insistencia de los empresarios, encabezados por la patronal y Cámara de Comercio que lanzaron la campaña Mañana puede ser tarde, no ha dado frutos y las inversiones del Ministerio de Fomento no han llegado hasta el año electoral. Después de los tres primeros ejercicios de legislatura en blanco, el departamento que preside Ana Pastor sólo ha licitado -y lo ha hecho en enero de 2015- el tramo de 12,5 kilómetros entre Pulpí y Cuevas por 86 millones de euros. Eso sí, será de vía única, en plataforma doble que se retomará a largo plazo, al igual que ocurrirá con las futuras adjudicaciones de los trazados consecutivos entre Cuevas y Vera, dónde hay prevista una estación. El presupuesto inicial para el conjunto de la línea de 184,4 kilómetros entre Almería y Murcia es de 2.480 millones de los que sólo se han ejecutado un 27,9%. "Almería necesita inversiones urgentes y no puede renunciar a la plataforma de doble vía, aunque inicialmente se ponga en marcha un sólo carril", argumenta el presidente de Port Rail Almanzora. La sociedad empresarial de la futura plataforma logística almeriense fue uno de los referentes a los que el lobby Ferrmed ha reconocido su impulso al Corredor porque no sólo reivindican un eje ferroviario prioritario para el país, sino que además contribuyen a su crecimiento con sus inversiones. A la primera fase del puerto seco de Pulpí, que contemplan la estación y cargadero, destinarán un total de 12 millones de euros. Más de 40 a la segunda que incluye tanto la urbanización como puesta en marcha de los servicios y logística. Y una tercera, a muy largo plazo, que costaría más de 300 millones con la creación de un gran centro logístico de primer nivel. "Será una infraestructura estratégica que impulsará el potencial exportador de la provincia y sureste de España". En base a los estudios que manejan la plataforma de Pulpí permitirá un ahorro del 33% en los costes de transporte y de un 45% en los tiempos de envío. La puesta en marcha del puerto seco de Port Rail Levante Almanzora no tiene ninguna incompatibilidad con el que se hará en Níjar, más bien lo contrario, permitirá crear sinergias entre ambos al ser dos concepciones distintas, uno público y otro privado. "Nuestra idea es acompasar los trabajos del centro logístico con el desarrollo del Corredor Mediterráneo para empezar a exportar en cuanto el eje ferroviario entre en funcionamiento", asegura Serrano. Ante la parálisis de las administraciones considera vital que los ciudadanos tomen las riendas del futuro de la provincia. Lo reconoce y tiene un ejemplo: "El trasvase del Negratín fue una iniciativa de los empresarios de la comarca, el Gobierno lo paralizó", añade. En la misma línea se pronuncian desde el lobby Ferrmed. Su último informe evidencia que España es el país donde la red del Corredor Mediterráneo presenta las mayores dificultades debido al diferente ancho de vía y al retraso en la implementación de la línea.

Etiquetas

más noticias de ALMERIA Ir a la sección Almeria »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios