Las plagas obligaron a crear planes de emergencia

  • Medio Ambiente no descarta una segunda parte del Plan Medusa para el litoral

Comentarios 0

La provincia de Almería sufría a principios del verano de 2007 una de las mayores plagas de medusas que se conocían en la historia. Ante esta situación, el Ministerio de Medio Ambiente a través de la Dirección General de Costas, consideró necesaria la puesta en marcha de una campaña piloto.

Comprendía dos marcos independientes aunque íntimamente relacionados. Por una parte se promovió un proyecto de investigación, con el fin de cubrir las lagunas de conocimiento acerca de las posibles causas de la proliferación de medusas y sus llegadas masivas a las costas, y por otra, se llevó a cabo una acción coordinada con otras administraciones competentes en la materia contra los efectos de estas proliferaciones, partiendo de la detección de éstas y la posterior generación de avisos, así como la elaboración de unos protocolos de actuación aplicables a cada situación.

Para el desarrollo de la campaña en las playas de la provincia participaron dos embarcaciones, tipo catamarán, con motor fuera borda y sistemas de recogida de medusas y residuos flotantes hasta una profundidad de 1,5 metros.

Ambas estaban tripuladas por dos personas con el material adecuado para la navegación y el desarrollo de su trabajo. En tierra, la Dirección General de Costas también reforzó el servicio mediante dos vehículos que se encargaron de recorrer el levante y el poniente de la provincia para detectar cualquier proliferación de medusas y minimizar sus efectos.

El Ministerio de Medio Ambiente aplicó esta medida en todo el litoral español a través del conocido como Plan Medusa. El criterio de esta línea de actuación, que puede repetirse este verano si fuera necesario, se basó en recoger a las medusas cuando estaban muy cerca de la costa, en torno a los 100 metros.

Una vez localizados los enjambres, tanto las Comunidades Autónomas como el Ministerio, ahora de Agricultura y Medio Marino, mandaba barcos especializados o pescadores para recogerlas. En caso de que las medusas alcanzaran el nivel de playa, eran los propios ayuntamientos los encargados de acabar con ellas.

más noticias de ALMERIA Ir a la sección Almeria »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios