El sindicato UGT ve el ERE temporal como "la solución menos mala"

  • El Ayuntamiento ahorrará un 30% en el gasto de personal los próximos dos años

Desde que el nuevo equipo de gobierno asumía la gestión en el Ayuntamiento de Macael, y tras analizar las cuentas heredadas, ya se avanzaba la necesidad de tomar medidas para estabilizar las cuentas de este ayuntamiento con más de 19 millones de euros de deuda, y varias nóminas impagadas a sus trabajadores. Después de los recortes en el gasto corriente y en el apartado de financieros, y tras varios meses de negociación, el pasado miércoles el Ayuntamiento presentaba un Expediente de Regulación de Empleo Temporal por dos años que afecta a 64 trabajadores del personal laboral y fijo, y que supone una reducción de la jornada laboral de dos horas y media.

Para el responsable del Sector Local de la Federación de Servicios Públicos de UGT, Francisco Sánchez Cantón, se trata "dentro del mal que esto supone, podemos decir que es un mal menor. Que todo el mundo conserve su puesto, que pasen estos dos años y pasado este tiempo, todo el mundo mantendrá su puesto de trabajo. Eso es lo que deseamos y esperamos todos" afirma para añadir que "después de examinar los presupuestos y las posibilidades que había, siempre hemos intentado a través de los delegados y el comité de empresa, buscar las opciones que salvaran el despido de trabajadores, y un ERE temporal era la mejor opción dada la situación económica de este ayuntamiento".

Por su parte, el alcalde de Macael, Raúl Martínez, insiste en que "el objetivo de esta medida es poder pagar a los trabajadores con regularidad. Además con esta medida logramos que todos los trabajadores mantengan el empleo; si no lo hubiéramos hecho posiblemente peligraría algún puesto de trabajo y entendemos que esto es lo más justo con los trabajadores municipales".

Traducido en cifras, va a suponer un ahorro de 38.000 euros mensuales, supone una reducción en los gastos de personal y seguridad social de entre el 27 y 30%, en torno a 500.000 euros al año. Un acuerdo en el que el primer edil reconoce la colaboración de los trabajadores, "esto son medidas duras y todos somos conscientes, han sido generosos por su parte".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios