Los vecinos no pagarán este año más por el IBI al aprobarse su congelación

  • El Boletín Oficial de ayer recoge la bajada en la tasa de la contribución al 0,745%

El Ayuntamiento de Vícar ha querido zanjar de un plumazo la polémica suscitada por la subida del Impuesto de Bienes Inmuebles de Urbana (IBI) y ha aprobado que este gravamen se mantenga en el porcentaje que estaba vigente hasta el pasado 31 de diciembre de 2007. El Boletín Oficial de la Provincia recogía ayer un edicto en el que se informaba de la elevación a aprobación definitiva de esta bajada a la vez que revocaba y dejaba sin efecto el acuerdo adoptado en Pleno el 10 de octubre de 2007 en el que se aprobó la modificació nal alza de esta ordenanza fiscal.

De esta forma, el IBI para los bienes de naturaleza urbana queda fijado en el 0,745 % extendiendo su vigencia durante todo este año y se deja sin efecto el tipo de gravamen del 0,795 % según se había publicado en el BOP del 3 de diciembre del año pasado.

Con esta medida se lleva a la realidad la voluntad pública por parte del Ayuntamiento de Vícar de reducir el gravamen del IBI para amortiguar el incremento de los valores catastrales tras la revisión llevada a cabo por el Estado. Según apuntó hace unas semanas el alcalde vicario, Antonio Bonilla, "la ley establece que cada diez años se revisen los valores catastrales y este año, entre otros municipios, le ha tocado a Vícar".

Para el primer edil, "en esta revisión el Ayuntamiento tiene poco o nada que decir, puesto que no es nuestra competencia, no obstante consideramos que el incremento ha sido considerable y para amortiguarlo el gobierno municipal ha decidio aplicar esta medida reductora".

Bonilla consideró en su día esta subida como "excesivamente gravosa" y ha puntualizado que "es verdad que Vícar ha cambiado mucho en estos diez últimos años y que el valor de lo que tenemos es diferente a lo de entonces y eso hay que comprenderlo, pero también somos sensibles en la medida que entendemos que el incremento ha sido excesivamente gravoso para los ciudadanos".

La subida de l Impuesto de Bienes Inmuebles fue motivo de crítica para el Partido Popular que apuntó que ésta podría provocar que "la contribución aumente de forma desorbitada en porcentajes de escándalo del 30 al 60 por ciento y que suponen un desembolso económico muy importante para los ciudadanos de Vícar".

Según apuntó el portavoz del PP, Juan Luis Reche, "una vivienda que pagase anteriormente unos 300 euros, pagaría con la nueva revisión unos 500 si el Ayuntamiento no toma medidas para corregir esta subida y adecuarla a un porcentaje moderado", señaló.

Con la aprobación definitiva de esta congelación de la contribución, desde el Ayuntamiento de Vícar se zanjan las críticas vertida por los populares.

Por otro lado, la concejal de Hacienda, Luz María Fernández, ha hecho balance del número de altas que a lo largo del pasado año 2007 se han registrado en el cesno catastral urbano, y que ha permitido concluir el ejercicio con unos 15.000 cargos o recibos. Fernández ha destacado este fuerte incremento, muy por encima del registrado en ejercicios anteriores, lo que pone de manifiesto el crecimiento que el desarrollo del municipio está teniendo, ya que sólo en el último año las altas registradas se acercan a las 3.000.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios