Chaves sostiene que nadie quedará desamparado ante la crisis y apela al optimismo

  • El presidente llama a los andaluces en el discurso oficial del 28-F a "dar lo mejor de nosotros mismos" ante el aumento del desempleo · Fuensanta Coves alerta a los parlamentarios por el creciente malestar de los ciudadanos con sus políticos

El 28-F de 2009 fue gris en lo meteorológico y también en el espíritu. La mala situación económica imperó en un Día de Andalucía en el que tanto el presidente de la Junta, Manuel Chaves, como la del Parlamento, Fuensanta Coves, se esforzaron en sus discursos por transmitir un mensaje de optimismo y fortaleza -cuando para muchos la recuperación aún parece lejana- aunque sin dejar pasar por alto los riesgos que trae consigo una crisis "de características inéditas y de dimensiones gigantescas", como expuso el presidente .

Solidaridad, esperanza y futuro fueron las tres ideas sobre las que se fundamentó el discurso de Chaves en el Teatro de La Maestranza en el que quiso lanzar un mensaje claro a los cada vez más numerosos parados andaluces. "Todas las familias, singularmente aquellas que peor lo están pasando, deben sentir muy de cerca el aliento y el apoyo de toda la sociedad", mantuvo el presidente que animó a los andaluces a "dar lo mejor de nosotros mismos". "Nadie debe quedar desamparado y ése debe ser un compromiso firme de todas las instituciones de la Comunidad", fue la garantía que lanzó Chaves a los andaluces.

"Los ciudadanos deben tener la plena seguridad de que su Gobierno utiliza y seguirá utilizando todos los instrumentos que está a su alcance y moviliza y seguirá movilizando todos los recursos disponibles para adelantar la recuperación y abrir una nueva etapa de crecimiento", mantuvo. Chaves volvió a reclamar más diálogo, tanto entre los partidos como con sindicatos y empresarios para salir fortalecidos de la crisis.

Con tan gris panorama en la mirada al presente y futuro, el presidente andaluz dedicó buena parte de su intervención a recordar lo conseguido en estos años pasados de autonomía. Fortaleza de las empresas, mejor educación, desarrollo en la investigación y tecnológico, ampliación de la asistencia sanitaria, más servicios sociales y una apuesta por la cultura fueron algunos de los logros destacados por el presidente. También hubo referencia el nuevo Estatuto que acaba de cumplir dos años: "Hoy se reconocen nuestros derechos, se respetan las inversiones que nos corresponden y ninguna decisión importante que afecta a lo andaluces se toma sin consultarnos".

La mañana del 28-F arrancó en el Parlamento, donde se celebro el tradicional Pleno extraordinario. En él, la presidenta de la Cámara, Fuensanta Coves, exhortó a los diputados a dar soluciones y generar confianza en tiempos "tormentosos". "Escuchen, señorías, porque la ciudadanía se expresa de forma muy crítica sobre la clase política", avisó. "La sociedad se halla preocupada por el empleo, la educación, la Justicia, el medio ambiente o la sanidad y anhela una explicación clara de la políticas posibles. Porque entiende bien a quien expone soluciones y desconfía de quien busca problemas a cada posible solución", aseguró.

"La Andalucía oficial cada vez se separa más de la Andalucía real", fue la lectura que dio el presidente del PP-A, Javier Arenas, a los actos del 28-F. "Debemos ser capaces entre todos de parar el retroceso que ha sufrido Andalucía en los últimos dos años", dijo el coordinador regional de IU, Diego Valderas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios