La Junta mantiene que el turismo andaluz crecerá un 3% pese a la desaceleración

  • En la Costa del Sol se espera incluso que el crecimiento sea superior, según ha indicado el consejero de Turismo, Sergio Moreno

La Junta de Andalucía mantiene su previsión de crecimiento de un tres por ciento en el turismo andaluz durante 2008 a pesar de la desaceleración económica, aumento que irá ligado al crecimiento de los visitantes de clase media y alta.

El consejero en funciones de Turismo, Comercio y Deporte, Sergio Moreno, ha señalado hoy en rueda de prensa en Málaga que los principales indicadores de 2008 "apuntan a un año positivo" para la industria turística andaluza porque "hay un enorme potencial de crecimiento asociado a la mayor calidad".

"Ante situaciones de desaceleración económica no es la industria turística la primera que se resiente porque es más estable que otras", ha explicado Moreno, quien ha indicado que se van a producir cambios en el comportamiento de los consumidores que influirán principalmente en la organización del viaje pero no en las cifras de crecimiento.

Ha manifestado que "se está produciendo un desplazamiento hacia un segmento de población con un gasto muy alto", como el turismo de golf, en el que el visitante "gasta al día un 40 por ciento más que la media".

Por ello, se prevé que la estancia media se mantenga y que el gasto diario crezca, "sabiendo que la desaceleración económica algún efecto va a tener sobre los consumos".

En relación a los dos primeros meses del año, Moreno ha asegurado que se ha producido un crecimiento "en casi todos los ratios", con un 5,1 por ciento más de pernoctaciones de extranjeros, un aumento del 2,5 del número de visitantes internacionales alojados en hoteles y 4,2 puntos más de turistas llegados desde aeropuertos internacionales.

Ha añadido que los principales mercados internacionales siguen prefiriendo Andalucía como destino turístico y que las proyecciones de los operadores europeos "auguran un buen comportamiento en general y en especial del mercado alemán".

En el mercado nacional "se mantendrá el ritmo de crecimiento", ya que, en los dos primeros meses ha subido el número de turistas alojados en un 6,3 por ciento y las pernoctaciones en un 3,9 por ciento.

Para Moreno, estos datos contrastan que el turista, "ante la situación de incertidumbre, no renuncia a sus vacaciones sino que las fracciona o se queda más cerca".

El consejero, que tras la rueda de prensa se ha reunido con la Confederación de Empresarios de Andalucía y los sindicatos CCOO y la UGT para valorar la legislatura, ha destacado que en estos cuatro años, con 26 millones de turistas, se ha crecido un 22 por ciento.

Asimismo, ha añadido que la oferta hotelera se ha concentrado en establecimientos de cuatro y cinco estrellas -han crecido un 40 por ciento en oferta de plazas desde 2004- lo que establece "una oferta de altísima calidad" y la tendencia a captar segmentos medios-altos.

La estacionalidad se ha "suavizado" en la pasada legislatura, con un aumento del 29 por ciento en el primer y cuarto trimestre, y del 21 por ciento en la temporada alta, por lo que se ha reducido "una de las principales debilidades estructurales".

Moreno ha informado de que también se ha alcanzado el millar de certificaciones de calidad y de que en 2008 se prevé llegar a las 1.500.

Ha hecho referencia también a que se ha disminuido la dependencia de los pequeños mercados y que se han consolidado los emergentes y sobre todo el nacional, con un 37 por ciento más que en 2004.

En la Costa del Sol en concreto, el consejero ha señalado que la previsión de crecimiento también será del tres por ciento como mínimo y que "es previsible que sea superior" ya que se verá beneficiada por el desarrollo del Plan Qualifica.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios