Tribunales

El Lute niega que pegara a su mujer y ésta se reafirma en el juicio

  • Eleuterio Sánchez rechaza la imputación de violencia doméstica y amenazas contra su ex mujer, que ha reiterado que recibió amenazas de muerte y golpes en las piernas y en la cabeza.

Comentarios 1

Eleuterio Sánchez Rodríguez, "El Lute", ha negado hoy en un juicio las acusaciones que la fiscalía le imputa de violencia doméstica y amenazas contra su ex mujer, que ha reiterado que recibió golpes en las piernas, en la cabeza y también amenazas de muerte.

Durante el juicio, celebrado en el Juzgado de lo Penal 3 de Sevilla, el acusado ha insistido en que "en absoluto" golpeó a su ex mujer y sólo ha admitido que la cogió "levísimamente" de la mano cuando la sorprendió con otro hombre mientras ellos seguían casados.

"El Lute", para quien la fiscalía pide 20 meses de cárcel, ha relatado que cogió a su ex mujer por el brazo cuando el 28 de febrero de 2006 la vio abrazada a otro hombre mientras paseaban por Punta Umbría (Huelva), y ha precisado que hizo eso para intentar que entrara en su vehículo y así evitar la presencia de numerosos vecinos que salieron a la calle por la discusión que se entabló.

El acusado se había desplazado hasta Punta Umbría porque tenía informaciones de que su mujer estaba con otro hombre y quiso confirmarlo con sus propios ojos, porque "no podía creerlo", según ha relatado.

Para ello montó guardia en torno al coche de ella hasta que la vio aparecer agarrada del brazo de otro hombre, tras lo cual le instó a gritos al acompañante a que se fuera porque quería hablar a solas con su mujer.

"El Lute" ha reiterado que no la amenazó de muerte, como sostiene la ex mujer, y que no forcejeó con ella porque no pierde "los estribos" por cualquier motivo.

"Cuando le dije a él que se fuera, no me obedecía, por lo que le levanté la voz y salió medio corriendo", ha precisado el acusado tras reconocer que estaba "muy enfadado" con el acompañante de su ex mujer.

Ante los gritos en la calle, numerosas personas se congregaron en el lugar hasta que llegó la Guardia Civil, que detuvo a "el Lute".

La ausencia de estos guardias en el juicio ha motivado el aplazamiento de la vista oral hasta el 14 de febrero, según ha decidido el juez tras escuchar las declaraciones de la ex mujer y de tres testigos.

La mujer, por su parte, acusa a "el Lute", de 64 años, de golpearle el 16 de febrero en el domicilio que compartían en Tomares (Sevilla) y de amenazarla de muerte en Punta Umbría doce días más tarde.

Durante el juicio, la mujer ha asegurado que recibió varios golpes en las piernas y los brazos y otro en la cabeza mientras estaba en su vivienda de Tomares acompañada de su hija pequeña.

Tras esa agresión, según su relato, se refugió en casa de unos vecinos y no quiso denunciarle porque un amigo común abogado le dijo que, si lo hacía, al día siguiente la noticia estaría en todos los periódicos de España, lo que le daba "pena".

Los médicos del centro de salud de Tomares que la atendieron de los hematomas le aconsejaron que tampoco pusiera el caso en conocimiento de la Policía, según la denunciante, que es ATS.

Desde ese día, la mujer abandonó el domicilio común con los dos hijos tenidos de la relación con "el Lute" y buscó un piso de alquiler.

Doce días después se fue a Punta Umbría a recoger a un amigo y entonces vio al acusado dentro de un vehículo haciéndole fotos, medio camuflado con una bufanda, y recibió numerosos insultos.

La mujer comprobó que las ruedas de su vehículo estaban vacías y los limpiaparabrisas doblados, tras lo cual ha asegurado que el acusado la agarró del brazo y le dijo que estaba condenada a muerte.

En su declaración, la mujer ha precisado que cuando vio al acusado estaba asustada, no porque estuviera con otro hombre, sino por las agresiones que asegura había sufrido días antes.

La actitud de "el Lute" se debe, según la denunciante, a que él tenía una amante desde hacía dos años y pretendía que ella se fuera del domicilio familiar, afirmación que ha provocado que el acusado exclamara "Por Dios, por Dios".

Por su parte, el acompañante de la denunciante, T.L.C., ha asegurado que "el Lute" le amenazó de muerte y que se fue del lugar de los hechos para dejar con un amigo a su hijo de 10 años, que estaba llorando, tras lo cual regresó al mismo sitio.

Antes de entrar en el juicio, "el Lute" ha criticado en declaraciones a los periodistas la Ley de Violencia de Género porque, según ha dicho, con la única prueba de la palabra de la mujer se toman medidas "duras" contra los hombres, quienes, llevados por la desesperación, cometen luego asesinatos.

Por ello, ha indicado que debido a esta ley se produce en España al menos una muerta a la semana, tras lo cual ha manifestado su confianza en la Justicia y ha señalado que la denuncia presentada por su ex mujer se debe a que ha estado "mal aconsejada", porque pensaba que así obtendría más beneficios, y a que se asustó cuando la sorprendió con otro hombre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios