El Pleno de Marbella declara a Roca persona non grata por unanimidad

  • La familia del ex asesor dice que los que pagaron la fianza transfirieron dinero a una cuenta del hijo

Juan Antonio Roca, presunto cerebro de la operación Malaya, sufrio ayer un revés moral al ser declarado por el pleno de Marbella persona non grata, tres días después de su reingreso en prisión hasta que abone los tres millones de fianza por el caso Saqueo.

Tan humillante condecoración fue concedida a raíz de una moción propuesta por el grupo municipal socialista que inmediatamente fue seguida por el equipo de gobierno de Ángeles Muñoz (PP) y por el único edil de IU, Enrique Monterroso.

El trasiego judicial del ex asesor de Urbanismo, ingresado en la prisión madrileña de Soto del Real nueve días después de abandonar la de Albolote (Granada) tras pagar la fianza de un millón de euros impuesta por el juez, sigue arrojando datos significativos. Según publicó ayer el diario Sur, el hijo menor de Roca pagó casi la mitad de la fianza. El joven, de 19 años, realizó dos transferencias desde sus cuentas por un total de 410.100 euros. Al parecer, la cantidad que fijó el juez del caso Malaya, Óscar Pérez, procedió de ocho personas cercanas.

Entre las que supuestamente aportaron el dinero figuran también una de sus abogadas y el ex presidente del Xerez Club Deportivo, José María Gil Silgado, imputado en una pieza separada.

La familia de Roca aseguró ayer que los que colaboraron para lograr la cantidad transfirieron "diversas cantidades" a una cuenta abierta al nombre del hijo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios