Último tren para la UEFA

  • Esperanza Pese a la derrota en Valladolid, los jugadores creen que un triunfo ante el Betis podría reengancharlos a la lucha por Europa Cambios Emery deja fuera a Juanma Ortiz y Juanito, por lo que puede haber ciertas variaciones en el ‘11’

La Liga apura su recta final y el Almería afronta las cuatro últimas jornadas con posibilidades de meterse en la Copa de la UEFA. La derrota en Valladolid no ha minado la moral de los rojiblancos, que durante la semana han reiterado su intención de luchar hasta el último partido para conseguirla. Todo pasa por derrotar esta tarde al Real Betis (17:00), pues de lo contrario, el margen de cuatro puntos que acumula el Sevilla se antoja insalvable.

Equipo y afición le tienen ganas al cuadro verdiblanco. En el primero de los casos porque escoció mucho la forma como se produjo la derrota (1-3)en el choque de ida disputado en el Ruiz de Lopera, con las expulsiones de Acasiete y Cobeño cuando el marcador reflejaba 0-1, obra de Negredo desde el punto de penalti. Lo que más molestó a los seguidores locales, por contra, fue el trato recibido en Heliópolis y por eso hoy se augura un ambiente caliente.

Hay un tercer duelo que a muchos se les escapa y que los propios protagonistas se han encargado de rehuir. Se trata del que escenificarán Unai Emery y Paco Chaparro en los banquillos. La profesión se lleva por dentro, pero ni a Chaparro le ha gustado que el nombre de Unai sonara con tanta fuerz como su posible sustituto ni Emery salió con su orgullo intacto tras caer en Sevilla. Hay cuentas pendientes que saldar, pues hasta la fecha tan sólo Marcelino ha logrado derrotarlo en los dos encuentros.

A esos alicientes hay que añadirle los propios de la situación de cada contendiente en la tabla; uno con aspiraciones europeas y otro con la intención de sumar para evitar verse envuelto en desagradables complicaciones de última hora. Otro dato invita a pensar que puede verse un buen partido de fútbol: el Almería aún no conoce la derrota en el Estadio de los Juegos Mediterráneos en lo que va de 2008, mientras que el Betis viene de vencer a domicilio a Osasuna, Zaragoza y Atlético de Madrid.

Por todo eso, el técnico de Hondarribia ha solicitado durante la semana a sus jugadores que “estén alerta”, pues una de sus obsesiones pasa por frenar los peligrosos contragolpes que viene realizando el Betis con gente rápida como Odonkor oXisco.

En lo meramente deportivo, el propio Unai ha anunciado que ante los tres partidos que se avecinan en el estrecho margen de una semana (Betis, Getafe y Recre), hará rotaciones. El aviso surtió efecto ayer mismo al dejar fuera de la lista a dos fijos como Juanito y Juanma Ortiz. José Ortiz parece por tanto llamado a sustituir en la banda derecha al alicantino, mientras que en la izquierda Albert Crusat tiene todas las papeletas para retomar la titularidad, relegando de este modo al banquillo al bético Domingo Cisma.

Soriano hará de Juanito y Melo, tocado en el tobillo, se queda sin descanso salvo sorpresa mayúscula en una aventurera apuesta por Iriney o el propio Kalu Uche.

La principal novedad en el Betis será la inclusión del tanque Pavone, de ingrato recuerdo para la afición rojiblanca por el doblete de la ida, en detrimento de José Mari. Chaparro baraja asimismo la posibilidad de dar entrada a Nano para cubrir la vacante en la zaga del sancionado Melli.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios