El BCE rebaja los tipos medio punto, hasta el 1,5%

  • El recorte sitúa los tipos de interés en su nivel más bajo desde la introducción de la moneda única en 1999.

El Banco Central Europeo (BCE) recortó este jueves los tipos básicos de interés en la zona del euro en medio punto, hasta el 1,5 por ciento.

Los tipos, como habían vaticinado los mercados financieros, se sitúan con esta rebaja en el nivel más bajo desde la introducción de la moneda única europea en 1999.

El BCE también redujo la facilidad marginal de crédito, por la que presta dinero a las entidades, del 3 al 2,5 por ciento, y la facilidad de depósito, por la que remunera el dinero, del 1 al 0,5 por ciento.

Las decisiones adoptadas hoy por el consejo de gobierno del BCE en la reunión celebrada en Fráncfort se aplicarán a partir del próximo día 11 de marzo.

Este nuevo recorte de los tipos tiene como telón de fondo una recesión que está siendo más fuerte de lo esperado y las dudas crecientes sobre la solidez del sistema bancario europeo y de algunos socios de la zona del euro.

A este respecto, el comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, Joaquín Almunia, declaró el martes que la Unión Europea (UE) cuenta con instrumentos para evitar la quiebra de un país en la zona del euro que pueden aplicarse antes de que sea necesario pedir ayuda al Fondo Monetario Internacional (FMI).

El fuerte deterioro de la situación presupuestaria en algunos socios del euro está obligando a estos países -Irlanda y Grecia, sobre todo, pero también Italia, Portugal y España- a pagar más por sus emisiones de deuda.

La decisión del BCE de llevar los tipos de interés a un terreno desconocido en su política monetaria se explica en la preocupante evolución de los principales indicadores macroeconómicos.

El BCE presentará sus propios pronósticos económicos para el próximo trimestre en la zona del euro, un cuadro que según los analistas prevé un aumento del desempleo, actualmente en torno al 8 por ciento, y no descarta incluso la temida deflación.

La Comisión Europea y el BCE han descartado hasta ahora la deflación sea amenaza para la eurozona.

Los precios detuvieron su caída en febrero haciendo subir una décima la inflación, hasta el 1,2 por ciento.

Los analistas vaticinan que el BCE considerará en sus previsiones trimestrales una inflación del 0,6 por ciento este año y del 1,7 por ciento en 2010.

Esperan asimismo una corrección de las previsiones de crecimiento económico del menos 0,5 por ciento al menos dos por ciento.

Ese cuadro económico obligará al BCE, según los expertos, a una nueva reducción de los tipos de interés, hasta el 1 por ciento, en el segundo trimestre del año.

Para algunos consejeros del BCE, entre ellos el presidente del Bundesbak alemán, Alex Werber, el tope a las reducciones que aplica la entidad europea desde el pasado mes de octubre está en el 1 por ciento, de ahí que todavía haya margen de maniobra.

Estados Unidos, Canadá, Japón y Suiza tienes los tipos en torno al cero por ciento y el Reino Unido se sumó hoy a esa lista tras el recorte acordado hoy por el Bank of England.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios