El Gobierno alemán ayudará a Opel a diseñar un plan de saneamiento

  • Según cálculos la automotriz necesita más de 7.000 millones de euros para poder seguir operando

El Gobierno alemán se manifestó insatisfecho con el plan de saneamiento de la atribulada automotriz Opel y anunció este jueves que prestará ayuda a la empresa para diseñar una propuesta viable.

"Tenemos la impresión de que hay que ayudar a desarrollar un plan. Y lo queremos hacer", declaró el presidente de la bancada democristiana, Volker Kauder, horas después de que la coalición de gobierno analizará el plan presentado por la directiva de la subsidiaria de la ruinosa General Motors.

Kauder dijo que hay consenso en el Gobierno de que los planes presentados hasta ahora no son suficientes como para tener una visión cabal de la situación. "Hay muchos interrogantes".

El ministro alemán de Finanzas, Peer Steinbrück, se quejó también del plan por considerarlo insuficiente. "Lo que hemos visto hasta ahora no sirve como base para tomar decisiones", dijo en declaraciones a la emisora Deutschlandfunk.

La directiva de la automotriz presentó el lunes al Gobierno alemán un plan de saneamiento a la espera de recibir 3.300 millones de euros (4.100 millones de dólares) en créditos y avales. Según los cálculos, la automotriz necesita más de 7.000 millones de euros (8.700 millones de dólares) para poder seguir operando.

El ministro de Economía de Alemania, Karl-Theodor zu Guttenberg, viajará a mediados de mes a Estados Unidos para reunirse con ejecutivos de General Motors y representantes del Gobierno norteamericano.

El portavoz de General Motors Europa, Franz Claas, desmintió este jueves versiones de prensa según las cuales serían recortados 7.600 puestos en Alemania.

Según dijo Claas, el plan de saneamiento prevé la eliminación de 3.500 empleos en toda Europa. "Si a ello se suman los 4.100 puestos de la sueca Saab, la que normalmente no se incluye en General Motors Europa, se llega a este onminoso número", explicó el portavoz.

Asimismo negó que la directiva de General Motors no estuviera al tanto del plan de saneamiento, como sostenía hoy el diario alemán "Rheinische Post" citando como fuente a legisladores germanos.

"Lo que es correcto es que General Motors, como propietaria, está representada en el consejo de vigilancia de la Adam Opel AG". Este órgano de supervisión aprobó el plan de la directiva antes de que fuese presentado al gobierno alemán.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios