IDEA formaliza con Bruselas un préstamo de 25 millones para apoyar a las pymes

  • La Agencia de Innovación y Desarrollo de Andalucía (IDEA) y el Banco Europeo de Inversiones acuerdan nuevos préstamos para la financiación de proyectos de inversión de pequeñas y medianas empresas

Comentarios 2

La Agencia de Innovación y Desarrollo de Andalucía (IDEA), adscrita a la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa, ha formalizado en Sevilla un préstamo con el Banco Europeo de Inversiones (BEI) por valor de 25 millones de euros que se pondrán a disposición de las pequeñas y medianas empresas en concepto de préstamos a largo plazo y bajo interés para la financiación de proyectos de inversión. 

Según indica la entidad a través de una nota, el jefe de División de Infraestructuras del BEI para España, Luca Lazzaroli, ha firmado la póliza del préstamo, con el director general de IDEA, Miguel Ángel Serrano, y el contrato de aval que garantiza este préstamo, con el secretario general de Hacienda de la Consejería de Economía y Hacienda, José de Haro Bailón.

La agencia es la entidad encargada de gestionar dichos préstamos de manera complementaria a otros instrumentos financieros incluidos en la Orden para el Fomento de la Innovación y el Desarrollo Empresarial de Andalucía, que regula la política de incentivos a la inversión empresarial de la Junta.

Con este préstamo, "suman ya 100 millones de euros los que la colaboración entre la Junta de Andalucía y el BEI han puesto a disposición del empresariado andaluz". Más concretamente, el último préstamo firmado, también de 25 millones, permitió apoyar 15 proyectos desde 2005, con una inversión privada de 136,47 millones de euros y 178 puestos de trabajo creados.

La cuantía de los tres préstamos anteriores, desarrollados entre 1995 y 2004, ascendió a 50 millones de euros y permitió apoyar 49 proyectos impulsados por otras tantas empresas de toda Andalucía.

Los préstamos de la línea BEI se caracterizan por apoyar proyectos que conllevan una inversión importante en un abanico muy amplio de sectores, como son I+D+i, industria, servicios avanzados, ahorro energético, protección del medio ambiente y turismo, entre otros. Esta línea de incentivos financia proyectos concretos económicamente viables. Los préstamos no se pueden utilizar para adquisición de empresas ni para el mantenimiento de las inversiones existentes, con lo que se contribuye a la creación de nuevos activos.

Además, se destinan a complementar otras fuentes de financiación, sin que la cuantía máxima del préstamo pueda superar nunca el 50 por ciento del coste total del proyecto, pudiendo concurrir con subvenciones nacionales o comunitarias.

Igualmente, el plazo máximo de concesión de los préstamos a los beneficiarios puede llegar hasta siete u ocho años con uno o dos de carencia. Sin embargo, para los proyectos destinados a la financiación de infraestructura o la protección del medio ambiente, el plazo puede llegar hasta los 12 años. Los tipos de interés aplicados a las empresas son inferiores a los de mercado.

En cuanto a las garantías, éstas deben consistir en un aval prestado por una entidad financiera, pudiendo ser un banco, caja de ahorros o cooperativa de crédito.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios