Solbes insiste en que el Gobierno ya está tomando medidas para contener la inflación

  • Entre las medidas destacan las dirigidas a la consolidación presupuestaria y a mejorar la productividad.

El vicepresidente segundo y ministro de Economía y Hacienda, Pedro Solbes, aseguró que el Gobierno está actuando para frenar la aceleración de los precios de consumo y citó, entre las medidas adoptadas, las dirigidas a la consolidación presupuestaria y a mejorar la productividad. Según explicó, España dispone de "márgenes de maniobra" presupuestarios gracias al superávit para evitar impactos excesivamente negativos en la economía nacional. Pese a ello, el comisario europeo de Asuntos Económicos, Joaquín Almunia, confesó que "esperamos que el aumento de la inflación sea temporal pero estamos muy preocupados y tenemos que estar alerta".

El Ejecutivo central asegura que está tomando las medidas necesarias para contener la inflación recomendadas por Europa, como por ejemplo una política presupuestaria saneada o "políticas ambiciosas de mejora de la productividad". 

En declaraciones a los periodistas en Bruselas a su entrada a la reunión mensual del Ecofin (titulares de Finanzas de los Veintisiete), Solbes se mostró de acuerdo con la estrategia planteada ayer por la Comisión y el Eurogrupo (ministros de la eurozona), que advirtieron del repunte de la inflación y la necesidad de evitar subidas encadenadas de otros precios y de los salarios. 

Según datos todavía provisionales, la inflación de la eurozona escaló en enero pasado hasta el nivel más alto desde que comenzó a registrarse este indicador, el 3,2 por ciento, y en España llegó al 4,4 por ciento. Este aumento es considerado preocupante por parte del comisario de Asuntos Económicos, Joaquín Almunia, que confía que sea temporal aunque reconoce que "tenemos que estar alerta".

Solbes destacó que el Eurogrupo habló de una "panoplia bastante amplia" de medidas para luchar contra la inflación, tanto de política monetaria como de política fiscal. También se reclamó que las subidas salariales se vinculen a la mejora de la productividad para "evitar aspectos de segunda vuelta en el tema salarial". 

Los ministros de la eurozona también insistieron en la necesidad de aumentar la competencia en algunas actividades, especialmente en el sector servicios. "Yo creo que son las cosas que estamos haciendo", dijo Solbes a la entrada de la reunión de ministros de Economía de la zona euro.

En este sentido, señaló que España dispone de "márgenes de maniobra" presupuestarios gracias al superávit "para evitar que no haya ninguna actividad o ningún impacto como consecuencia del juego de los estabilizadores automáticos", es decir, de la reducción de los ingresos y el aumento del gasto como consecuencia de la desaceleración.  En este contexto Solbes abogó por "seguir con nuestras políticas ambiciosas de mejora de la productividad y retocar aquellos aspectos específicos que haga falta retocar".

Por todo ello, Solbes confió a los periodistas a su salida de su reunión con sus homólogos que la inflación bajará a finales de año en España hasta situarse "claramente por debajo" del 3% en España (desde el 4,4%) y en el 2% en la eurozona, lo que supondría la disminución desde el 3,2% actual. Así, siempre que no haya incrementos en los precios del petróleo y la alimentación, "la inflación bajará en el segundo trimestre", aunque Solbes admitió que persisten los "riesgos a la baja en términos de crecimiento" por las turbulencias financieras que aún persisten en el mercado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios