Detenido un ex alto cargo de confianza de Matas por presunta malversación de fondos

  • El PP reprueba la actuación del ex gerente de Bitel y advierte que no amparará a gente que confunde el interés público con el privado.

Comentarios 5

Agentes del Grupo de Delincuencia Económica del Cuerpo Nacional de Policía en Baleares han detenido a Damián Vidal, antiguo gerente de Bitel, la empresa informática del Gobierno balear entre los años 2003 y 2007, un alto cargo de confianza nombrado por el ex presidente de la Comunidad, Jaume Matas, del PP, por un presunto delito de malversación de caudales públicos. En la operación se arrestó también a otras tres personas como sospechosos de los mismos delitos. El secretario general del PP en Baleares, José María Rodríguez, reprobó la actuación de Vidal y advirtió que su partido no amparará a gente que confunde el interés público con el privado.

La Policía Nacional desveló que las investigaciones se llevaron a cabo tras la presentación de una denuncia por parte del actual Consejo de Administración de Bitel ante la Fiscalía Anticorrupción. El importe de lo presuntamente malversado sería de unos 700.000 euros, señalaron las Fuerzas de Seguridad, que informaron de que, además de la detención de Vidal, de 43 años, se practicaron otras tres detenciones: Iván G.H., de 28 años de edad, Alexandre G.H., de 30 años, y Juan Antonio R.B., de 26 años, también por el presunto delito de malversación de caudales públicos. 

Esta presunta malversación de fondos incluye el uso ilícito de una tarjeta de crédito de la que disponía el director gerente, que podría haber realizado importantes pagos con cantidades de fondos públicos sin justificar. Además, se está investigando la adjudicación de contratos "a dedo" por trabajos no efectuados o por los cuales se han presentado como justificación copias de otros, algunos de los cuales fueron obtenidos ilícitamente por internet. Según las investigaciones, estos trabajos siempre se adjudicaban entre unas sociedades y personas que siempre eran las mismas.

También se ha comprobado la existencia de dos préstamos provenientes de fondos de Bitel por un importe de 27.000 y 9.000 euros y la compra de un vehículo adquirido por el gerente de Bitel a título particular. Vidal fue gerente de Bitel desde 2003 hasta el año 2007 y fue un cargo de confianza designado por el entonces presidente del Ejecutivo Autonómico, el popular Jaume Matas. El detenido fue también uno de los peritos que testificó en favor de dos secretarios personales de Matas en la investigación que se realizó por un posible espionaje informático de mails de un cargo del PSOE.

Poco después de que las detenciones se hicieran públicas, el secretario general del PP en Baleares aseguró haberse enterado por la prensa. José María Rodríguez aseguró que, sin menoscabo de la presunción de inocencia, si las informaciones son ciertas, el PP reprueba todas las actuaciones realizadas por Vidal. "No podemos dar apoyo a gente que confunde el interés público con el interés privado. La gente que está allí está para administrar los fondos públicos" sostuvo el secretario general del PP en Baleares.

Por su parte, el secretario general del Bloc per Mallorca, Biel Barceló, afirmó que la "mala gestión" que llevó a cabo Matas durante la pasada legislatura está acarreando consecuencias que afectan a ámbitos "más allá del urbanístico". Señaló que los problemas de gestión del ex líder del PP de Baleares no sólo afectan a la cuestión urbanística "como se creía en un principio", sino que "había más ámbitos de corrupción" que se han hecho patentes, a su juicio, con la detención de Vidal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios