Ecohal explota con la tipificación y amenaza con ir a los tribunales

  • Peñín asegura que los servicios jurídicos están barajando que incurra en inconstitucionalidad

El Decreto de Tipificación que está ultimando la Consejería de Agricultura y Pesca y que será aprobado por el Consejo de Gobierno del 10 de junio, no cuenta con todo el consenso del sector almeriense. De hecho, una de las partes interesadas, las alhóndigas, que aglutinan alrededor de la mitad de la producción y la comercialización de hortalizas, ha estallado y amenaza con acudir a los tribunales en el caso de que salga adelante, tal como está previsto.

Los servicios jurídicos de Ecohal están estudiando la fórmula para oponerse legalmente a esta normativa y no descartan la posibilidad de que sea inconstitucional.

Así lo ha manifestado Agustín Peñín, presidente de Ecohal, que denuncia maniobras oscuras detrás de todo esto.

"El Decreto de Tipificación es innecesario, no sirve para nada. En la situación de libre mercado que tenemos, no nos pueden imponer unos criterios para comercializar nuestro producto, así que emprenderemos las medidas judiciales que sean necesarias y recurriremos hasta donde haga falta porque tenemos derecho a defender a nuestros agricultores", explica Peñín.

El presidente de Ecohal asegura que las alhóndigas llevan ya muchos años comercializando sus productos en base a criterios de calidad y homogeneidad, tal como recoge la tipificación actual. "El verdadero problema del sector está en enviar a destino hortalizas sin precio", matiza.

Ecohal presentó alegaciones al primer borrador del Decreto de Tipificación, y "no se incluyó ninguna", apunta Peñín, por lo que se volvió a enviar nuevas alegaciones al borrador definitivo. Peñín afirma morderse la lengua, pero apunta que detrás de esta historia existe una lucha por una mayor cuota de poder y protagonismo. "La única labor que hace Hortyfruta es la promoción".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios