El Gobierno argentino y el sector rural llegan a un acuerdo tras casi un año de conflicto

  • El acuerdo incluye mejoras para la producción de lácteos, trigo y carnes de vacuno, además, de una futura búsqueda de soluciones para las economías regionales

El Gobierno y las patronales agropecuarias de Argentina firmaron este martes un acta acuerdo en la que se establecen algunas medidas de fomento para el sector rural, que desde hace casi un año mantiene un conflicto con el Ejecutivo. 

El acuerdo incluye mejoras para la producción de lácteos, trigo y carnes de vacuno, además, de una futura búsqueda de soluciones para las economías regionales. 

El contenido del pacto fue acordado durante una reunión entre los dirigentes de las cuatro mayores entidades rurales del país con la ministra de Producción, Débora Giorgi, y a la que en forma sorpresiva se sumó la presidenta argentina, Cristina Fernández, con quien los líderes rurales no se entrevistaban desde junio de 2008. 

El ministro del Interior, Florencio Randazzo, quien también participó de la reunión, destacó en una rueda de prensa que la presencia de la presidenta fue "determinante" para alcanzar este acuerdo, que el funcionario calificó de "muy positivo" y un "importante avance". 

"Esperamos que esto sea el fin el conflicto", dijo confiado Randazzo, quien remarcó la necesidad de que todos los sectores económicos trabajen para hacer frente a los efectos de la crisis global. 

La reunión de hoy, que duró casi seis horas y a la que también asistió el secretario de Agricultura, Carlos Cheppi, es la segunda en una semana tras siete meses sin diálogo entre el campo y el Gobierno, que mantienen desde marzo de 2008 un severo conflicto por los impuestos a las exportaciones de granos. 

Las medidas acordadas hoy suponen, entre otras, mejoras en los precios que reciben los productores de trigo y leche, la apertura de las exportaciones de trigo y algunos cortes de carnes de vacuno, la eliminación de los impuestos a las exportaciones de lácteos y el otorgamiento de compensaciones a productores rurales. 

"Son avances muy importantes y muestran una vocación que alienta a los pequeños productores a seguir produciendo. Estamos abarcando temas fundamentales que hacen al valor agregado, al abastecimiento y a la exportación", destacó Giorgi. 

Los líderes de la Federación Agraria Argentina (FAA), la Confederación Intercooperativa Agropecuaria (Coninagro), las Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) y la Sociedad Rural Argentina (SRA) -que reúnen a 290.000 productores rurales- destacaron también en una rueda de prensa la firma del acuerdo. 

"Esta reunión tuvo como positivo empezar a destrabar algunos temas", dijo Mario Llambías, titular de CRA, quien aclaró que las conversaciones con el Gobierno deberán proseguir para resolver otros puntos, como los impuestos a las exportaciones de soja. 

"Somos conscientes de la gravedad de la situación, tanto del país como del sector productivo, y en ese marco queremos encontrar soluciones", añadió Llambías, quien se mostró cauto respecto al cumplimiento del acuerdo alcanzado hoy, ya que dijo que otras veces no se concretaron las medidas anunciadas por el Gobierno. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios