Carlos Tárdez trae su particular 'Zoo Lógico' al CAMA hasta abril

  • La exposición, que fue inaugurada ayer por el concejal de Cultura, Ramón Fernández-Pacheco reúne setenta obras, entre pinturas y esculturas, del artista madrileño

El Centro de Arte Museo de Almería vuelve a acoger desde ayer una nueva exposición de arte contemporáneo de la mejor calidad. Esta vez se trata de Zoo Lógico, del madrileño Carlos Tárdez, que fue presentada ayer por el concejal del Área de Cultura del Ayuntamiento de Almería, Ramón Fernández-Pacheco, que estuvo acompañado por el artista y por el director del Museo, José Luis López Bretones.

La muestra se compone de alrededor de 70 obras, entre pintura y escultura, que se podrán ver y visitar en Almería hasta el próximo 8 de abril. Fernández-Pacheco destacó la calidad de todas las obras, además de aplaudir la relevancia del autor que, tal y como dijo el edil, lleva más de 10 años exponiendo en importantes salas de Madrid, Asturias, incluso también fuera del país, y ha recibido varios importantes premios nacionales.

Tras las palabras de presentación del concejal, fue el turno del artista, que desgranó las obras que se pueden ver en el CAMA, la mayor parte de las cuales ve por primera vez la luz ante el público, habiendo sido creada en los últimos meses, aunque algunas sí han estado expuestas en otras galerías, como en la 'Vandyck' de Gijón. Posteriormente, el concejal, el autor y el director del centro, visitaron la muestra, que aún estaba ultimando los detalles para la inauguración oficial, que fue anoche y podrá ser visitada por todos aquellos interesados.

Zoo Lógico (Tratado de Antropología Animal), que es el nombre exacto de la exposición, se compone de pintura y escultura que se podría definir en conjunto como realismo simbólico, en el que es tan importante lo que se cuenta como la manera de hacerlo. En total, habrá un número aproximado de cincuenta cuadros de diversos formatos y quince esculturas.

En pintura hay un planteamiento conceptual, un enfrentamiento a cuestiones individuales y a la vez comunes, por medio de una serie de recursos que han ido formando un diccionario de símbolos.

Carlos Tárdez emplea en su caso la representación de sentimientos o momentos vitales por medio del animal. La elección no es azarosa. Cada animal sirve para expresar unas ideas, unas emociones o unos planteamientos que obedecen a la tradición simbólica, legendaria o popular.

El artista los representa tal y como son, no antropomorfizados, buscando en rasgos de su animalidad una analogía que sirva para expresar sentimientos y situaciones humanas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios