El Gaviero publica '300', un libro de aforismos de Camilo de Ory

  • La editorial almeriense ha hecho una gran apuesta por el escritor malagueño que en la misma obra ha incluido una serie de frases que ha colgado en facebook

La editorial almeriense El Gaviero ha cerrado 2011 con presentaciones de sus novedades en A Coruña, Santander y León, y ha hecho su entrada en el nuevo año con un libro salvaje: los aforismos del escritor malagueño Camilo de Ory. El Gaviero acaba de publicar 300 en la colección Hule Negro.

Camilo de Ory explica su obra. "300 es un libro espartano que consta de dos secciones. La llamada, propiamente, 300 es una recopilación de aforismos referidos a los más diversos temas (amor, muerte, infancia), en especial a la propia literatura. El lector inteligente podrá deducir del título de la obra la cantidad aproximada de epigramas que lo componen".

Luego hay una segunda parte, denominada Golpe de estado que "es una pequeña selección de las frases que he ido colgando en Facebook a lo largo de los dos últimos años. Aunque en su origen, aprovechando el formato que brindaba esta red social, muchas de ellas aparecían en tercera persona, con fórmulas del tipo "Camilo de Ory dice...", "Camilo de Ory y..." o "Camilo de Ory opina que...", a la hora de publicarlas en papel he optado por asumir una redacción más convencional, que sitúe el foco sobre el texto y no sobre el responsable legal y penal del mismo".

Como tantos autores de su generación, Camilo de Ory trata de presumir de lo mucho que ha vivido poniendo en su currículum que ha desempeñado decenas de durísimos oficios, pero, al igual que en el resto de los casos, es mentira.

Como casi cualquier otro escritor, también ha publicado varios libros, aunque resulta revelador el hecho de que jamás haya repetido en la misma editorial. Como todos los poetas que no han ganado el Loewe, Camilo está resentido con el mundo. Camilo estudió Psicología, pero siempre miente y dice que estudió Filosofía y Letras para hacerse el guay.

Camilo de Ory sale en las fotos con una guitarra, pero todos dudan que la sepa tocar. A Camilo de Ory le gusta llamar la atención, por eso escribe barbaridades en Internet y hay gente que las toma por poesía, lo cual habla a las claras acerca del errado rumbo de una parte de la lírica contemporánea y de la absoluta incapacidad de sus lectores. Camilo de Ory no es Carlos Edmundo de Ory, pero, en general, se puede decir que vive de los ingresos que le reporta esta confusión. Un autor distinto que ofrece una obra fascinante y que El Gaviero ha decidido publicar para deleitar a todos sus fieles seguidores que son cada día mas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios