Humberto Rivas mostrará en el CAF una exposición de rostros con huella

  • La muestra se inaugurará a finales de este mes en la sede del Centro Andaluz de la Fotografía · En la exposición se exhibirá rostros de personas que vivieron de alguna manera la Guerra Civil

El Centro Andaluz de la Fotografía inaugurará a finales de este mes la exposición Huellas del argentino Humberto Rivas. El hilo conductor de la muestra son las huellas del tiempo transcurrido desde la Guerra Civil en rostros de personas que la vivieron, en muros que refugiaron o, por contra, que fueron cómplices involuntarios de fusilamientos y muertes.

Belchite, Corbera d'Ebre o Figueres son algunos de estos escenarios de la guerra que han sido milagrosamente olvidados, abandonados en el tiempo, y que constituyen con su sola presencia un monumento a la memoria de lo que fue y de lo que hoy todavía somos. El paralelismo entre rostros y paredes es evidente, y es que la huella del tiempo no distingue personas de paisajes.

Humberto Rivas llegó a Barcelona en 1976, en plena transición hacia la democracia, huyendo del ambiente de violencia y desapariciones que se empezaba a vivir en su país de origen. Muy pronto, Rivas se empezó a relacionar con el mundo artístico y, particularmente, con los fotógrafos de la generación de los años setenta, para quienes se convirtió en un referente.

En aquel momento, la revista madrileña Nueva Lente impulsaba el espíritu de ruptura y el experimentalismo militante dentro del género fotográfico. En este contexto, Humberto Rivas aportó nuevas propuestas mostrando la realidad de una manera directa y pura alejada de la manipulación fotográfica. Su llegada marcó la fotografía de creación en Cataluña y, más tarde, en el resto del país.

Humberto Rivas empezó a exponer en varias galerías de Cataluña. En el año 1990 Humberto Rivas es seleccionado en la exposición To be and not to be, presentada en el Centre d'Art Santa Mònica de Barcelona. Ésta fue una de las exposiciones más ambiciosas y trascendentes que se realizaron durante la etapa de recuperación democrática.

Los retratos de Humberto Rivas, en primer plano, completamente frontales y sin fondo, a veces de espaldas o escondidos detrás de una máscara, oscilan entre lo humano y lo autómata, entre lo animado y lo inanimado. Por eso producen esta sensación de extrañeza.

Humberto Rivas nace en Buenos Aires (Argentina) en 1937. En el año 1951 inicia sus estudios en dibujo y pintura, que pronto empieza a compaginar con la fotografía, disciplina que cultivó cada vez más, llegando a ser el fotógrafo del Instituto Torcuato di Tella, cuna de la modernidad en Buenos Aires que acercaba los jóvenes a las experiencias de vanguardia de París, Londres y Nueva York. En 1969 abandona la pintura para dedicarse plenamente a la fotografía y en 1976 se traslada a Barcelona, ciudad donde se establece.

Desde entonces desarrolla actividades como profesor en varios centros y universidades de España, Portugal y Argentina. Ha participado en numerosas exposiciones colectivas, entre las que destacan en nuestro país, La ciutat fantasma, en la Fundació Joan Miró (1985); To be and not to be, en el Centre d'Art Santa Mònica (1990); Cuatro direcciones: fotografía contemporánea española, en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (1991); Musa Museum, en el Palau de la Virreina de Barcelona (1992), y Barcelona a vol d'artista, en el Centre de Cultura Contemporània de Barcelona (1994). Se suman a estas muestras varias exposiciones individuales en galerías como la Antonio de Barnola, de Barcelona (1994), o la Malborough de Madrid (1998).

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios