Javier Sádaba: "Más importante que decir algo nuevo, es decirlo de nuevo"

  • El filosofo acudió ayer a Cajamar para iniciar el Aula de Pensamiento que lleva su nombre

El filosofo Javier Sádaba asistió ayer a la apertura del Aula de Pensamiento que lleva su nombre y que organiza la Fundación Cajamar. El objetivo de este Aula es generar una ética del día a día para la época que nos ha tocado vivir.

Ayer por la tarde tuvo lugar la primera de las tres sesiones que se desarrollarán a lo largo de este años. Las aportaciones de Sádaba contribuyen a una mayor reflexión sobre la realidad y entre Sádaba uy los participantes plasmar una base sólida, práctica y consecuente para acometer el presente.

El Aula de Pensamiento Javier Sádaba nace como foro abierto, participativo y actual para abordar temas relacionados con la ética cotidiana, construida a pie de calle, con un tono vital, positivo y distendido. Las siguientes sesiones serán el 29 de mayo y 2 de octubre, en horario de 17 a 21 horas, en el Centro de Cultura Cajamar (Puerta Purchena, 10).

El filosofo dio ayer una serie de nociones sobre lo que es la vida cotidiana. "Quiero rescatar algunas de las características de la vida cotidiana que me parecen muy interesantes, ya que en la vida mucho más importantes que decir algo nuevo es decirlo de nuevo. La vida cotidiana no es como una novela o como una película, que son trozos, sino que es una totalidad. No hay que fragmentarla, sino que la vida nos toca entera".

"En el comer, dormir e incluso hacer el amor que se hace en la vida cotidiana hay cosas buenas y cosas malas. Hay que buscar contextos en la que podamos manejar la vida cotidiana, y además combinándolo con los placeres sencillos", sostiene Sádaba. "Hay que gozar con cosas normales, no con la mediocridad".

Sádaba también habló ayer a los participantes en este Aula de Pensamiento del significado de la ética. "La ética está hecha para ser felices, para vivir lo mejor posible, dentro de las limitaciones humanas. Para ser feliz hay que tener claro lo que hay que hacer y lo que no hay que hacer. Y luego hay una parte importante también que es promover el bien. Eso es la ética".

Sádaba recalcó los males a evitar y trató la ética en la política. "En los aspectos de la ética de más alegría tengo que insistir en el sentido del humor, porque una persona sin sentido del humor es un peñazo. Aparte tiene mucha importancia la risa como alegría de vivir y por supuesto del chiste, algo muy importante en la vida del ser humano", apuntó.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios