Descubierta en Tanzania una nueva especie de mamífero

  • El animal pertenece a la familia de las musarañas elefante y vive en la selva húmeda.

Aunque pueda parecer increíble seguir descubriendo nuevas especies de mamíferos, los científicos han descubierto un nuevo animal no clasificado hasta ahora que vive en los bosques de las montañas de Udzungwa, en Tanzania. Pertenece a la familia de las musarañas-elefante, denominadas así por su tamaño y características, y de las que ya se conocían quince variedades. Este nuevo descubrimiento muestra peculiaridades como la cabeza gris o su tamaño, más grande que el resto.

"Este es uno de los descubrimientos más emocionantes de mi carrera", celebraba Galen Rathbun, de la Academia de Ciencias de California, en referencia a esta nueva especie descubierta. Rathbun ha estudiado la evolución de la familia de los elefantes musaraña durante más de 30 años, por lo que esta nueva especie ha sido una gran noticia para él y su equipo. "Se trata de la primera nueva especie de musarañas-elefante descubierto en más de 126 años" y que ha recibido la denominación científica de Rhynchocyon udzungwensis, explicó. 

Los biólogos supieron que se trataba de una nueva especie desconocida la primera vez que lo vieron, en 2005, cuando Francesco Rovero, del Museo de Ciencias Naturales de Italia, fotografió un ejemplar en el bosque Ndundulu, de las montañas Udzungwa, en Tanzania. Rovero le envió la fotografía a Rathbun, extrañado por ser de un color no muy común en estas especies, por lo que este decidió entonces programar una expedición a la zona para confirmar el descubrimiento, algo que hizo en marzo de 2006.

Durante aquella expedición, consiguieron capturar algunos ejemplares para realizar unas 40 observaciones que confirmaron que se trataba de una nueva especie. Entre ellas, que el animal tenía la cabeza gris, la cola negra o que su tamaño era un 25% más grande que el resto de su familia. Además, cada ejemplar pesa unos 700 gramos y vive, según una información de la revista ‘The Journal of Zoology’, en dos poblaciones de 300 kilómetros cuadrados en Tanzania. Según han podido conocer, los animales se alimentan de insectos y podrían tener un antepasado común hace 100 millones de años con los elefantes o los manatíes.

Esta nueva especia necesita una urgente protección, ya que la zona donde habitan presenta riesgo de degradación. Por ello, los biólogos esperan que "este nuevo descubrimiento ayuden a conservar este espectacular ecosistema".

Las montañas de Udzungwa forman parte de una serie de montañas aisladas que recorren del sur de Kenia a la mitad centro de Tanzania. El paso de los años, el aislamiento y los bosques de la zona han provocado la existencia de gran biodiversidad, que no puede verse en cualquier zona de la Tierra. De hecho, en los últimos años, numerosas especies han sido descubiertas en la zona, como un tipo de mono conocido como kipunji o numerosos anfibios y reptiles. "El nuevo descubrimiento arroja luz sobre la excepcional importancia de los bosques tropicales y lo poco que los conocemos", afirmaba Rovero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios