Unicef pide 856 millones de dólares

  • El Fondo de la ONU para la Infancia solicita recursos para intervenir en 39 países en situación de emergencia · La situación en África Occidental es especialmente crítica, según la agencia humanitaria

Unicef hizo ayer un llamamiento a la comunidad internacional por un total de 856 millones de dólares necesarios para hacer frente a las situaciones de emergencia humanitaria "más sangrantes" que padecen niños y mujeres en 39 países del mundo, por encontrarse inmersos en conflictos bélicos, estar azotados por desastres naturales o ambas circunstancias. Muchas de ellos son consideradas "crisis silenciadas" que ni siquiera ocupan titulares de periódicos, pero que afectan a millones de personas.

"Los niños y las mujeres sufren con más crudeza los efectos de las crisis, los desplazamientos y los desastres naturales", advirtió la directora ejecutiva del comité español de Unicef, Paloma Escudero, durante la presentación del informe de Acción Humanitaria 2008 de la organización.

Una tercera parte de los fondos requeridos se destinarán a Sudán -país con 2.1 millones de desplazados para el que Unicef pide 150 millones- y la República Democrática del Congo, donde más de la mitad de las muertes de niños se debe a malnutrición y se necesitan 106 millones para las acciones humanitarias de esta organización.

En general, el informe advierte de la situación de crisis en África Occidental, donde hay casi un millón de personas desplazadas, y se citan también como países necesitados Pakistán, Angola, Chad, Kenia y particularmente Somalia.

El informe destaca la existencia de dos tendencias crecientes. "La negativa es el incremento significativo de personas vulnerables a los desastres naturales", destacó Escudero, recordando que hay ocasiones en las que esas situaciones extremas coinciden con otras de conflicto bélico, como puede ser el caso de Kenia, donde antes de que estallara la actual crisis la sequía y la epidemia del sida ya azotaban a la población. La tendencia positiva que señala el informe es que los países parecen estar cada vez mejor preparados para hacer frente a las crisis derivadas del cambio climático y catástrofes naturales, porque han implementado planes de protección que se han traducido en un menor número de víctimas. Es el caso de Bangladesh, donde el ciclón de 2007 afectó a 5.000 personas, cifra terrible pero no equiparable al medio millón de afectados del de 1970.

El informe también denuncia las crecientes violaciones sistemáticas de niños y mujeres. La lucha contra esta violencia infantil y de género es de "máxima prioridad" para Unicef, aseguró Escudero. "Deben estar protegidos de estas atrocidades y queremos estar seguros de que se hará justicia", agregó, advirtiendo que las violaciones son continuas en Darfur, dentro y fuera de campos de refugiados.

Del total de países en emergencia incluidos en el informe, la organización destaca la particularidad de Somalia, "en situación crónica de crisis desde hace 17 años", informó Christian Balslev-Olesen, delegado de Unicef en el país, que reclamó diez millones de dólares como ayuda inmediata para los próximos quince días y 47 millones de dólares para cubrir las necesidades de todo el año. Cerca de dos millones de somalíes están desplazados y una de cada cuatro personas depende "totalmente" de la ayuda humanitaria para sobrevivir. El nivel de malnutrición, del 27 por ciento, es el más elevado de los 39 países en crisis recogidos en el informe. En la zona Centro y Sur, más de 80.000 menores de cinco años están malnutridos. El país "es el lugar más difícil para que los niños tengan una vida normal", dijo Balslev-Olesen. Esa crisis permanente desde hace dos décadas ha provocado una "fatiga mundial" que provoca una "falta de compromiso" de cara a la comunidad internacional. Pese a ello, el delegado de Unicef en el país advirtió que los programas humanitarios quizá no puedan salvar vidas de niños, pero consiguen grandes logros como incrementar la escolarización en un 4 por ciento. "Estamos en un momento crítico. Si no logramos diez millones de dólares en 15 días habrá que suspender algunos programas de alimentación", advirtió.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios