Punk: la 'antimoda' es ahora tendencia

El movimiento social que quería estar fuera del sistema es el gran 'hit' en moda para este invierno

María José Pérez | Actualizado 25.08.2013 - 01:00
zoom

Modelos de la exposición 'Punk: Chaos to Couture' en el Met. Abajo, uno de los nuevos modelos de Chanel.

Share
Negro, rojo, cremalleras y tachuelas, muchas tachuelas. Estos pequeños toques llevan varios años dándole un aire canalla a los looks de millones de personas, concretamente desde el 2010, cuando el entonces diseñador de Balmain, Christophe Decarnin, subió a la pasarela el espíritu do it yourself del punk mientras su firma vendía camisetas rotas a 2.000 euros y cazadoras a 20.000. No estaba descubriendo nada nuevo, pero su gesto fue muy significativo.

Sin embargo, no ha sido hasta este año que el movimiento social con tintes antisistema se ha convertido en plena tendencia, gracias en gran parte a la exposición que le dedicó el Museo de Arte Metropolitano de Nueva York (Met), PUNK: Chaos to Couture. En ella se rinde homenaje a todos aquellos diseñadores que han asumido parte de la estética rebelde, haciéndola suya e incluyéndola con maestría en sus creaciones.

Y ahí es donde reside el quid: ¿no resulta paradójico que un movimiento social que surgió queriendo desmarcarse del sistema se encuentre ahora mismo totalmente comercializado? ¿Es el punk ética o estética?

La diseñadora Charlotte Olympia dio una respuesta: el punk se trata de "una declaración de libertad individual que abarca todo y trasciende la estética". Muchos de sus colegas apoyan sus palabras, alegando que se trata de una cuestión de actitud más que de tres o cuatro detalles añadidos a un look.

Esas convenciones estéticas, propias de cualquier grupo social por muy al margen de la moda que se quieran mantener, consistieron y consisten en imperdibles, cuero, medias rotas o pantalones pitillos entre otros. Y, a pesar de que este movimiento rebelde enarbolaba eslóganes de tinte nihilista tan impactantes y claros como "No future" o "Destroy", por una carambola del destino y de la industria de la moda de la que huían, su legado estético no solamente ha llegado hasta nuestros días, sino que cada vez se hace más fuerte y deseado.

Las causas pueden ser varias (al fin y al cabo, ¿cómo se crea o por qué comienza una tendencia?) pero si hay algo que destacan todos los diseñadores que han incorporado el estilo punk en sus colecciones, es precisamente ese espíritu rebelde e inconformista; en cierto modo, una manera potente de enfrentarse al mundo.

Puede resultar muy agresivo para algunos, así que puede incluirse en pequeñas pinceladas gracias a cazadoras Perfecto, abrigos largos en tonos vistosos, pitillos de cuero o acharolados, piezas de estampado tartán en rojo y negro y complementos con pinchos, cruces y tachuelas de distintas formas.

El espíritu rebelde ha entrado, sin querer, en ese circuito económico de la industria de la moda del que tanto ha renegado. Este invierno, la 'antimoda', lo anticonvencional, lo punk, es más tendencia que nunca.
0 comentarios
Normas de uso

Este periódico no se responsabiliza de las opiniones vertidas en esta sección y se reserva el derecho de no publicar los mensajes de contenido ofensivo o discriminatorio.

Nuevo comentario

Moda flamenca 2014

Las galerías de todos los desfiles

PUBLICIDAD