CSI-F sale a la calle contra la crisis con el respaldo local de PP y Gial

  • El sindicato convocó a 250 personas en la manifestación celebrada en la capital

Sólo ondearon banderas verdes, las del logotipo de CSI-CSIF, en la manifestaciones celebrada en la capital con la finalidad de pedir mayores medidas contra el desempleo. Sin el apoyo sindical demandado, sí se consiguió un apoyo político de algunos regidores municipales.

Para los responsables del sindicato la ausencia de CCOO y de UGT de la convocatoria fue una irresponsabilidad en los tiempos que corren. Así lo explicó el presidente del sindicato, Francisco Iglesias, tras una pancarta en la que se solicitaban soluciones a los dirigentes políticos.

El sindicato convocante invitó inicialmente a la participación y quiso consensuar los recorridos, según explicó Iglesias, algo que no recibió ningún tipo de respuesta por parte de los sindicatos mayoritarios. Por el contrario, según indica el representante sindical, lo que se han encontrado es con un "boicot" para que los trabajadores no se unieran a la convocatoria realizada.

En total fueron unos 250 participantes, según la Policía Local que custodiaba el recorrido, aunque la cifra llega a los 2.500 según el sindicato organizador. Así, Iglesias calificó como un exito la iniciativa, y además, explicó que el sindicato que representa ha demostrado el "liderazgo sindical en el ámbito de la crisis".

Entre los manifestantes, la concejal de Personal del Ayuntamiento de Almería, María Muñiz; el parlamentario andaluz, José Luis Aguilar; el concejal de Urbanismo, Juan Megino; y el concejal de Medio Ambiente, Esteban Rodríguez. El objetivo común al de los trabajadores que participaron en la iniciativa es que no se repitan las situaciones de despido que se han producido en Elsur, las dificultades laborales del sector de la seguridad privadas o en empresas como Holcim, y las deficiencias acumuladas en la empresa concesionaria del abastecimiento y saneamiento del agua en la capital, Aqualia.

El acto concluyó con la lectura de un manifiesto en el que se insistió en que se resaltó su repulsa contra cualquier iniciativa que abarate el despido. Para terminar, Iglesias insistió en que "los casi 100.000 parados necesitan soluciones y los trabajadores almerienses tenemos que reivindicar esas soluciones".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios