Condenan a madre e hija por la agresión a un guardia civil

El Juzgado de lo Penal número 2 de Almería ha condenado a penas que suman dos años de prisión a una madre y una hija de origen marroquí por agredir a un agente de la Guardia Civil para que pudiese darse a la fuga el hijo y hermano de éstas.

La sentencia del magistrado-juez David Prieto Arnesto, consultada por Efe, recoge que durante la tarde del 4 de enero de 2015, agentes de la Guardia Civil iban a trasladar en Níjar a dependencias policiales a un extranjero indocumentado. En ese momento, la acusada F.Z., hermana del detenido, abrió la puerta del vehículo en el que iba a ser desplazado para que éste pudiese escapar. Uno de los guardias civiles fue a perseguir al fugado pero, "trató de impedírselo, forcejeando con el agente, propinándole un mordisco en el brazo y golpeándole con los puños y pies" de forma que ambos cayeron.

Mientras tanto, la procesada H.G., madre del fugitivo, sujetó a un segundo agente de la Guardia Civil para impedir que persiguiera a su hijo y posteriormente se dirigió al que se encontraba en el suelo con su hija y "comenzó a propinarles fuertes golpes en la espalda y en la cabeza". Finalmente los agentes consiguieron reducir a ambas acusadas.

El magistrado-juez considera los hechos constitutivos de un delito de atentado a agente de la autoridad por el que condena a cada una de las procesadas a un año de prisión, así como de una falta de lesiones, por la que impone a las acusadas sendas multas de seis euros diarios durante cuarenta días. Asimismo, F.Z. y H.G. deberán indemnizar de forma conjunta y solidaria al agente agredido en la cantidad de 320 euros por las lesiones sufridas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios