El Gobierno local cumple y rebaja el IBI pese a perder 60 millones

  • Es la cantidad que dejará de percibir el Ayuntamiento en los próximos 10 años

Los técnicos municipales han terminado sus cálculos y, al final, la rebaja prometida del Impuesto de Bienes Inmuebles, más conocido a pie de calle como la contribución, será aplicada. El descuento anunciado ayer por el Ayuntamiento de Almería rebaja el tipo de gravamen que pasará del 0,755 por ciento establecido hasta ahora al 0,689 por ciento, lo que, en palabras del portavoz municipal, José Luis Aguilar, supone "cumplir con un compromiso con los vecinos ante el fuerte incremento establecido por el Gobierno de la Nación".

La rebaja, aprobada en la mañana de ayer por los concejales del PP y Gial que conforman la Junta de Gobierno, se aplica a pesar de la considerable reducción de los ingresos a las arcas municipales. Según trasladó Aguilar, aunque los puntos son mínimos, el freno al "catastrazo" le supondrá al Ayuntamiento de Almería perder más de 60 millones de euros en los próximos diez años, cuando el Gobierno vuelva a revisar los valores catastrales.

En este sentido, Aguilar ha retado a la Junta de Andalucía y a su presidente, Manuel Chaves, a hacer lo mismo que el Ayuntamiento "para que el catastrazo de Zapatero -dijo- sea lo menos gravoso posible para el bolsillo de los contribuyentes". El equipo de Gobierno quiere así zanjar la agria polémica surgida en torno a la subida del IBI, al menos de cara a las asociaciones de consumidores y vecinos.

Éstas han repartido cerca de 25.000 instancias entre los afectados para que recurran la decisión sobre el impuesto que recaba el Consistorio. Si estos colectivos pretenden alegar ante el Ayuntamiento, el equipo de Gobierno, por su parte, hará lo mismo ante el Gobierno central al que ha venido criticando en los últimos meses por aplicar un incremento entre un "300 a un 400 % para las propiedades de la capital", lo que se verá reflejado en un incremento de la contribución en más de un 30% durante los próximos años.

Tras la aprobación de ayer, la maquinaria municipal comenzará a funcionar para enviar los recibos definitivos, ya que lo que ha llegado a los hogares han sido meros avisos de la subida.

Los técnicos de Hacienda dispondrá de tiempo suficiente para ello, ya que la Junta de Gobierno aprobó ayer, además, modificar el plazo de ingreso del IBI. El período de recaudación permanecerá abierto durante dos meses, desde el 5 de julio al 5 de septiembre de 2008.

Este cambio, según ha explicado Aguilar, se debe a que el Ministerio de Hacienda "todavía no ha comunicado al Ayuntamiento la modificación de la ponencia de valores catastrales".

La rebaja del IBI a aplicar por el Consistorio tendrá, por otro lado, su reflejo presupuestario, teniendo en cuenta sobre todo los 60 millones que el Ayuntamiento dejará de ingresar. Aguilar mantuvo que no existen inconvenientes para modificar el presupuesto de 2008, que entró en vigor el pasado mes de enero.

Otro de los acuerdos adoptados por la Junta de Gobierno ha sido la prestación del Servicio de Ayuda a Domicilio, vinculado a la Ley de Dependencia, por una cuantía de 125.000 euros. Además de concederse también ayudas económicas por más de 6.000 euros

El equipo de Gobierno ha acordado igualmente aprobar la contratación de un abogado para los centros de la mujer para los próximos dos años y cuyo objetivo fundamental es ofrecer asistencia jurídica a las mujeres que acudan a este servicio municipal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios