Oleada de robos en tiendas, oficinas, joyerías y locutorios

La semana pasada nos hacíamos eco de varios sucesos ocurridos en la localidad de Macael, entre ellos, el robo en dos tiendas del municipio, una de niños y otra de adultos a la que vaciaron por completo llevándose todo el género de la nueva temporada, valorado en 70.000 euros. Este lunes, pero en la vecina localidad de Olula del Río, una pareja de extranjeros, más un tercer cómplice que se quedó fuera haciendo de campana, asaltaron la joyería Altamira, en pleno centro del municipio.

Eran las seis de la tarde, cuando un hombre y una mujer de alrededor de treinta años, lograron alzarse con una bandeja llena de anillos de oro, valuados alrededor de los cuatro mil euros. Según testimonio de Carmen, la dueña del negocio, "habían estado por la mañana viendo joyas, me preguntaron dónde había un cajero para sacar dinero, y que volverían por la tarde". Efectivamente volvieron a la tarde, eligieron la mercadería y cuando la propietaria accedió a mostrársela, el hombre se abalanzó sobre ella, tapándole la boca, y sujetándola con los brazos alrededor del cuello y el cuerpo, para luego emprender la huida en un pequeño turismo con matrícula de fuera de España. El coche, según vecinos del lugar, era similar a un Citroen C2, color gris plata.

Esa misma madrugada, dos coches incendiados, despertaban a los vecinos de Fines. Estaban aparcados alrededor de la plaza, junto al bar Madrid, al lado del ayuntamiento. Las llamas llegaron a una de las paredes del consistorio. Las causas del fuego, aún están tratando de establecerse.

El miércoles por la noche, nuevamente en Macael, unos intrusos ingresaron en el edificio conocido como el de los sindicatos, porque allí se encuentran las oficinas de UGT y CCOO. Además, la construcción alberga a Cáritas y a la Escuela de Adultos. De esta última, según fuentes cercanas a los hechos, se llevaron un ordenador, que es el que la maestra utiliza para trabajar con sus alumnos.

En la misma noche, intentaron entrar en un bar en la plaza del pueblo, al lado de la iglesia, del que no lograron llevarse nada, puesto que saltó la alarma del local.

Ayer, jueves por la mañana, un individuo con la cara tapada, ingresó en un locutorio ubicado en la plaza Jarrie de Macael, propiedad de un vecino de nacionalidad ecuatoriana. Al parecer a media mañana, el asaltante ingresó al "Locutorio e Internet Mediterráneo", llevándose como botín varios móviles que estaban a la venta.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios