Pasión, religión y música, en la recta final de las celebraciones

  • La Virgen de los Remedios fue la protagonista ayer, procesionada junto a Santa Teresa · Los más pequeños disfrutaron de la jornada con más actividades · Hoy, fin de las fiestas de Doña María

Un día, ese es el tiempo que tienen los habitantes de Doña María para disfrutar de sus fiestas, que acaban hoy con la misa en honor a Santa Teresa, la patrona, y la procesión de la noche, en la que le acompañará la Virgen de los Remedios. Idéntico escenario fue el vivido anoche, pero el protagonismo recayó sobre esta última, debido a la celebración de su onomástica. En estos tres días de fiestas, Doña María ha vuelto a sentirse grande.

Los más pequeños, muchos de ellos de familias que ya no viven en el pueblo, ya sienten la necesidad de repetir en futuras ocasiones, pues han disfrutado como nunca. Las carrozas han sido suyas, han presenciado actuaciones teatrales y cómicas, se han vestido de reyes, reinas y princesas, han corrido dentro de sacos, participado en juegos de cintas y han vaciado piñatas. Hoy hay más, Internet es un valor en alza en la localidad, así que se les ha preparado un maratón de juegos en el centro Guadalinfo, de reciente creación y con gran aceptación entre los habitantes de Doña María.

Pero estas fiestas también han sido del agrado de los mayores, no sólo por los inconfundibles y sentidos actos religiosos, sino por la posibilidad de reencontrarse con seres queridos y disfrutar de ellos en la Feria del Mediodía, en la carpa nocturna y eventos programados como la actuación de Mayka Romero, que ha encontrado un hueco entre grabación y grabación para actuar en Doña María gracias a la buena amistad que le une con la alcaldesa Virtudes Pérez. La primera edil ha prestado especial cuidado en que todo transcurra con normalidad y no se ha separado de los doñamarieros en todas las celebraciones.

Hoy es el día grande para los que verdaderamente sienten este pueblo como si fuera suyo. Procesionarán a Santa Teresa con el cariño de siempre, pero con la satisfacción de acudir un año más a su encuentro. El pueblo se llenará de cera, pero, sobre todo, de cohetes. Y es que las fiestas de Doña María también se han hecho conocidas por la cantidad de pólvora que se quema durante el recorrido de las imágenes santas por el municipio. En años anteriores, casi al nivel de otras celebraciones como las de San Sebastián en el pueblo de Fiñana.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios