España | perú · la crónica

España gana con dudas

  • Dominio La 'Roja' llevó la iniciativa en los primeros 45 minutos en los que abrió el marcador y disfrutó de más ocasiones Relajación En la segunda parte bajó los brazos y cedió el empate de Perú a 16 del final, pero Capdevila salvó en el 92'

Comentarios 0

La selección española de Luis Aragonés entremezcló ilusión y dudas, principalmente defensivas, en su primer test previo a la Eurocopa, en el que venció en el descuento a Perú con un fútbol vertical, pero lagunas físicas y aspectos tácticos por resolver.

Luis Aragonés obtuvo las primeras conclusiones. Sus elegidos para el nuevo reto, conquistar la segunda Eurocopa de la historia de España, protagonizaron una carta de presentación entre la esperanza y el nerviosismo. Al toque habitual, sumaron mayor verticalidad y desborde por bandas para certificar el primer triunfo antes de la cita continental.

Andaba Luis dando vueltas a sistemas y futbolistas. Finalmente dejó de lado el 4-1-4-1 que descubrió en una cita clave en Dinamarca y no había abandonado desde entonces, para buscar mayor pegada con dos delanteros. Perú no era un rival escogido al azar. Sus similitudes futbolísticas con Rusia, toque y contraataque, favorecían al mejor ensayo del estreno que tendrá España.

Y la batalla la ganó Villa, que respira gol por cada partido que juega con la roja, y la perdió Cesc. Está llamado a ser estrella de la selección pero su presente no es el deseado. Mucho menos cuando sale de una lesión de tres semanas y Aragonés comprobó en los test realizados, que no atraviesa un buen momento físico.

No colabora que Xavi nunca falla a España. Dirigió con criterio el fútbol, se asoció con todos y fue el cerebro en los 45 minutos que estuvo sobre el campo. Es una de las notas positivas, junto a la seriedad que mostró Puyol, que deja atrás su año para olvidar en el Barcelona.

La ansiedad de comenzar, la transformó España en unos primeros minutos arrolladores. Perú no encontraba el balón. Fernando Torres y Villa, eléctricos pero con poca complicidad, favorecían con desmarques el fútbol veloz de la roja. Aparcó por momentos las largas jugadas de toque, por un juego más vertical que provocó ocasiones para Torres, se escurrió en el mano a mano, Iniesta, que desaprovechó sólo un pase de la muerte de Villa o Xavi (m.13), que se topó con el palo tras su disparo desde la frontal que se encontró con el fallo de Butrón al intentar despejar.

Casillas era un espectador más, para batir un récord de Zubizarreta, y cuando acusaba España un bajón físico inventó Xavi, con un pase medido a Villa, que cruzó directo a la red. Su gol 14 en 31 partidos, prolonga su racha goleadora de final de temporada. Pudo sentenciar España, en segundos de duda de Perú, con la jugada más bonita del partido. Villa, Iniesta y Silva inventaron una triangulación perfecta que rozó el gol y dejó con la boca abierta a la afición.

En la reanudación llegaron las pruebas de Luis Aragonés, el momento de reivindicarse de Senna y Cesc, los estrenos de Rubén De la Red y Cazorla, y un tiempo de dudas que acabó pagando por un grave error defensivo. Pero cuando España debía apropiarse del balón, llegó uno de esos errores graves, detalles que Aragonés llama "saber competir" y que deciden partidos. Un balón muerto sacó los colores a la defensa, la zona del campo más sometida a examen. Marchena despejó mal y el cabezazo de Rengifo cogió adelantado a Casillas. Los españoles no se lo creían.

Y eso que había avisado Perú, con un disparo de su mejor jugador, Paolo Guerrero, al que respondió seguro Casillas. España acabó tirando de orgullo para ganar sobre la hora. Butrón parecía salvar a Perú a disparos de Cazorla, Senna y De la Red, pero nada pudo hacer en el último instante. En una de las últimas jugadas del partido, Cesc la puso desde la derecha y Capdevila chutó con el alma, para sellar un triunfo plagado de dudas.

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios