Trabajo de élite, trabajo de cantera

  • César Martínez representa en Almería la unión del baloncesto profesional con el de base

Comentarios 0

Se está convirtiendo en uno de los principales protagonistas del baloncesto almeriense. César Martínez tiene licencia para hablar tanto del baloncesto profesional como del de cantera y también del femenino.

Forma parte del CB Almería desde el desembarco de Guillermo Blanes y ya el año pasado era segundo entrenador de Paco Rueda en Liga EBA. Ahora, es segundo de Eugenio Llera en LEB Plata, donde está siendo partícipe del estreno almeriense en una categoría profesional. "Para mí es un orgullo estar dentro de este proyecto por ser de la tierra", comenta César. Sobre Llera, un técnico que viene de la Liga ACB, su mano derecha en el banquillo del Blanes BS apunta que "trabajar con él es un trabajo duro y exigente, pero me gusta. Conoce el trabajo de segundo entrenador y todo lo que lleva un equipo profesional. Todo su trabajo va ligado al esfuerzo y el grupo y esa es también mi manera de pensar: sacrificio y esfuerzo".

¿Llegar a ser algún día el primer entrenador del equipo? "Siempre tengo ilusión y ganas de ser primer entrenador, ya sea en alevín o en la categoría que sea. Con la formación que estoy adquiriendo ya se verá para donde tiro. En principio quiero seguir aprendiendo en una liga de este nivel, algo que nos faltaba a la gente de Almería. El tiempo dirá el resto", dice César.

Además, este entrenador almeriense tiene una ya amplia trayectoria en los banquillos de base. Coordina una importante cantera de la que "no sé en cuánto tiempo pero hay muchos niños que pueden llegar arriba. Por ejemplo, en la Obra Social de Unicaja, que tiene colaboración con el CB Almería, hay muchos niños haciendo basket y hay generaciones interesantes. Hay que saber gestionar ese trabajo con la formación y capacitación de los entrenadores, todo va rodado en consonancia. Un equipo profesional hace que los niños quieran entrenar más horas, motiva a los jugadores y eso va en beneficio. Llegará el día en que los chavales quieran jugar aquí y no tener que irse fuera de Almería. Todo esto es un proceso, aspiramos a que las promociones sean buenas desde el punto de vista competitivo", apunta.

Otra de las parcelas que conoce a la perfección es el baloncesto femenino, y piensa en un posible equipo a nivel nacional. "Llevo doce años con la cantera y empecé con equipos femeninos porque nadie los quería. Me pareció interesante, es otro tipo de baloncesto pero sigue siendo baloncesto. Se podría sacar un equipo femenino. No hay equipos andaluces en Liga Femenina y el ayuntamiento o la administración pública que apueste por un equipo femenino se va a llevar páginas de prensa porque es un camino por explorar, en Almería y en todos sitios. Tenemos jugadoras que podrían hacerlo bien. El único problema es el interés de patrocinadores".

Sobre el baloncesto almeriense, "hay una diferencia abismal de no tener equipos profesionales a dar un salto importante a un LEB, donde el trabajo es absolutamente profesional, es un cambio espectacular. Todo ello repercute en la cantera. Antes no había y ahora se ha mejorado. Recuerdo que hace diez o doce años, cuando yo empezaba, nuestras Escuelas no eran nada, salvo en los equipos femeninos. Ahora estamos en un punto bastante interesante a nivel provincial y andaluz".

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios