Copa del rey

Valencia-Getafe (3-1): El Getafe pierde la cabeza

  • El equipo madrileño se acostumbra a perder entregando medio título en diez minutos iniciales para olvidar y encajando tres goles de cabeza • El Valencia se limitó a aguantar su renta para superar el caos en el que se halla instalado.

Comentarios 14

No va a verse en otra igual el Getafe. El pasado junio perdió su primera final copera ante un Sevilla al que todo le sonreía y esta vez ha entregado su segundo final volviendo a cometer el mismo error. Entonces fue en el Bernabéu y ahora en el Calderón. Esa es la principal diferencia de una final perdida de salida con diez minutos horribles que terminaron por ser una losa insuperable. Todo entrega y tesón, el cuadro madrileño acumula derrotas que contar a sus nietos pero nada que mostrar en sus vitrinas. Lamentos y más lamentos propios de quien no aprende de sus fallos. Tres goles de cabeza y un dolor irreparable.

Diez minutos y 2-0. Qué más podía pedir un Valencia instalado en el despropósito, el conflicto social y la quiebra deportiva. Un poco de vida en el momento oportuno para un equipo que en plena descomposición se entretuvo en eliminar a Betis, Atlético y Barcelona para decorar con méritos un título que fue suyo casi sin querer. Con cabeza y poco más, el Valencia tumbó a un rival que difícilmente superará tanta pérdida.

Villa conecta con Silva y éste con Mata. Mata remata de cabeza blandito y cruzado y Ustari ni se entera: 1-0. Silva lanza un córner y Alexis le gana la posición a Tena rematando con tranquilidad para batir de nuevo al impávido portero: 2-0 y media copa para el Valencia.

Laudrup alucinaba a un ladito del campo. No era para menos, para qué engañarse. Aún debe tener el ahora entrenador, como todos, la prórroga del Bayern en la cabeza. A Luca Toni, al Pato Abbondanzieri. O el gol de Kanoute nada más comenzar la final del año pasado, a la postre definitivo porque no hubo más y sí mucha impotencia getafeña. Como ahora. Otra vez. Impotencia y más impotencia. Por mucho que Moretti se empeñara en darle emoción con un penalti demencial en el alargue del primer tiempo.

El más que interesante Granero puso emoción con el penalti y más aún con un tirazo al larguero a la hora de juego, ya después de que Villa perdonara por dos veces a Ustari, que no todo iban a ser concesiones del portero. Primero el delantero la echó fuera cuando lo lógico era fusilar al meta, y cuando en la segunda fusiló al portero éste le logró sacar el balón con reflejos.

Pocos argumentos del Getafe para levantar un encuentro que entregó sin mayor inconveniente. El Valencia le dio campo y Manu del Moral y Albín no supieron muy bien qué hacer con él. Los cambios tampoco ofrecieron nada de particular, ni en ataque ni en la ¿creación?

El Getafe esperaba otro partido. Sin duda. A un Valencia preso de sus urgencias y de sus males, de su inversión (vaya dineral en el banquillo y con Joaquín sin siquiera saltar), de su descomposición, de su todo. El Valencia quería un partido así, soñaba con ello y se lo encontró de repente, a poco que empujó de salida y contuvo después.

Se empeñó el Getafe en no ser campeón y será difícil que tenga ocasiones tan francas. Dos años seguidos en la final de la Copa y dos veces capitulando de salida. Y el Bayern, qué decir del Bayern. El Getafe se ha acostumbrado al drama y de ahí no lo saca ni Schuster, ni Laudrup ni quién sabe. Séptimo título de la Copa del Rey para el Valencia, el primero de este siglo tras cantar bingo en Sevilla en 1999 con Mendieta. En realidad, el Valencia no ha cambiado nada. Sigue siendo una locura que gana de vez en cuando.

Valencia, 3: Hildebrand (1); Miguel (1), Albiol (1) (Caneira, 57’, 1), Alexis (2), Moretti (Edu, 66’, 1); Arizmendi (2), Baraja (2), Marchena (1), Mata (1); Silva (2); y Villa (1) (Morientes, 76’, 1).

Getafe, 1: Ustari (0); Cortés (1), Tena (0) (Braulio, 77’, 1), ‘Cata’ Díaz (1), Licht (2); Contra (1) (Pablo Hernández, 56’, 0), Casquero (0) (Celestini, 64’, 0), De la Red (2), Granero (2); Manu del Moral (0) y Albín (0).

Árbitro. Undiano Mallenco (navarro). Amarillas a Miguel (22’), Licht (32’), Granero (33’), Alexis (38’), Casquero (43’), Mata (45’+3), Marchena (67’), ‘Cata’ Díaz (82’) y Morientes (85’). Roja directa a Celestini (89’).

Goles. 1-0 (4’) Villa sirve en profundidad para que Silva centre al punto de penalti y Mata remata de cabeza sin oposición batiendo a un lento Ustari.

2-0 (11’) Córner que lanza Silva y remata impecable Alexis adelantándose a Tena y batiendo de nuevo a Ustari.

2-1 (45’+2) Moretti arrolla a Contra y el asistente convence a Undiano para que decrete un claro penalti que transforma Granero.

3-1 (84’) Baraja lanza una falta desde lejísimo que Ustari no acierta a despejar de puños y el balón queda franco para que Morientes lo empuje de cabeza.

Incidencias. Encuentro correspondiente a la final de la Copa del Rey disputado en el Vicente Calderón. Lleno. Presidieron el partido SSMM los Reyes de España. El Valencia gana su séptimo título.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios