Uribe y Zapatero exigen a las FARC permitir una misión médica

  • El jefe del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, y el presidente de Colombia, Alvaro Uribe, quienes firmaron en Madrid una alianza estratégica entre ambos países, exhortaron a la guerrilla de las FARC a permitir una misión médica internacional que atienda a los rehenes en su poder.

Zapatero manifestó que "hago un llamamiento exigente a las FARC para que dialoguen con el objeto de facilitar esa misión médica",  tras reunirse con Uribe en el Palacio de La Moncloa, donde ambos se presentaron ante la prensa en compañía de Clara Rojas, liberada por la guerrilla el pasado 10 de enero.

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) rechazan una iniciativa de ese tipo. Uribe admitió que su gobierno realiza continuamente operaciones militares en busca de los secuestrados por las FARC. "Pero si hay una misión médica internacional, la respetaremos como corresponde a un Estado de leyes y democrático".

El mandatario colombiano expresó además su "plena confianza" en que el gobierno español, con "la discreción" que lo caracteriza, "sabrá trabajar para lograr que esa misión pueda llegar a asistir a los secuestrados y a evitar que continúe su deterioro físico".

El presidente de Colombia realizó hoy, antes de viajar al Foro Económico de Davos, en Suiza, una breve visita a Madrid en el marco de la cual también fue recibido en el Palacio de La Zarzuela por el rey Juan Carlos, poco después de haber desayunado con personalidades españolas, entre ellas el ex presidente Felipe González y el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón.

Ya junto a Zapatero y ante la prensa se mostró de acuerdo en que los delitos por terrorismo no prescriban, tal y como se propuso en el IV Congreso Internacional de Víctimas del Terrorismo en Madrid, en el que él mismo participó por la tarde.

No obstante, precisó que también está de acuerdo en que hay que dar "salidas políticas" a quienes cometen actos terroristas "en el momento que lo quieran". Su gobierno, indicó, es "severo" frente a la violencia terrorista, pero tiene "generosidad para negociar".

Zapatero además volvió a ofrecer el apoyo de España a las gestiones de la Iglesia católica colombiana. El gobierno de Uribe ha aceptado la propuesta de la Iglesia de crear una zona de encuentro de 150 kilómetros en una localidad despoblada, sin presencia de hombres armados y con veeduría internacional, para negociar el acuerdo humanitario, aunque esta iniciativa también la rechazan las FARC.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios