Paloma San Basilio repasa sus grandes canciones en su concierto de Roquetas

  • La cantante llegó el sábado al Auditorio con su gira de despedida 'Hasta siempre' llegando a levantar al público de sus asientos

Hay artistas que no deberían marcharse de los escenarios nunca. Ese es el caso de Paloma San Basilio. Dos horas y diez minutos intensas pasó la cantante sobre el escenario. El sábado estuvo en Roquetas con su gira de despedida Hasta siempre. Muchos se cuestionan como decide marcharse una artista que posee una voz tan deliciosa y una persona que emana tanta dulzura. La cantante se mostró muy feliz de volver a Roquetas y actuar en un Auditorio tan maravilloso. "Gracias por estar una vez más conmigo, gracias por tener este bonito espacio escénico", dijo al inicio del concierto.

El hilo conductor del espectáculo iba sobre la vida de la artista desde sus inicios hasta la actualidad en clave de agradecimiento a su público, al que no duda en hacerle ciertas confesiones sobre la dificultad de mantenerse en el mundo artístico y lo hace con la excusa y ayuda de un periodista entrometido y con los cantantes de su coro.

Así, la cantante contó como fue su primer contacto con una casa discográfica. "Un amigo me recomendó una discográfica y yo me presenté a ver que pasaba. Yo canté una canción a capella y dije que artísticamente me llamaría Paloma San Basilio. Todavía estoy esperando que me llamen".

Hasta 38 canciones entonó en su concierto Paloma San Basilio, muchas de ellas muy conocidas como fue el caso de La hiedra, Beso a beso y Juntos, tema este que fue coreado por el público. Recordó la primera canción que cantó cuando comenzaba en la música, concretamente Por amistad. Luego también sonaron Contigo, Secretos, No puedes volver a mi y El color del mar.

Luego aparecería Paloma San Basilio con un vestido blanco sobre el escenario, produciéndose un gran silencio cuando sonaron los acordes de No llores por mi Argentina, del musical Evita que tanto éxito tuvo en su momento. "Hice una gira por América con Evita donde hubo momentos maravillosos y otros muy divertidos. Un periodista en una rueda de prensa, recuerdo que me pregunto que cual era mi papel en Evita, estaba claro que no se había enterado quien era yo, ni quien era Evita ni quien era Perón".

Tuvo un recuerdo para Pablo Milanés cantando Yolanda y para Violeta Parra haciendo Gracias a la vida. Y por supuesto, también recordó la figura del compositor Juan Carlos Calderón por lo que cantó La fiesta terminó, Soy y Cariño mío. "A Juan Carlos Calderón lo echamos mucho de menos", dijo.

Paloma San Basilio que dejó constancia que gracias a los musicales ella se ha mantenido casi 40 años sobre los escenarios hizo temas en Roquetas como Memory y Cantando bajo la lluvia.

Antes de marcharse de Roquetas quiso cantar el tema Yo quiero volar compuesto por su hija, que es uno de los temas más fascinantes que ha cantando la artista en toda su trayectoria y cerró con Por ti volaré. El público pidió más y al final se despidió con Quiéreme siempre.

El público la despidió en pie y con varios minutos de aplausos. No era para menos. Se va una de las mejores cantantes de España.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios