"Hay gente que se identifica con las letras de mis canciones"

  • El artista malagueño actúa esta noche a partir de las 21:00 horas en el Auditorio Maestro Padilla donde presenta los temas de su segundo disco 'Todas las calles'

Justo hace un año actuó por primera vez en Almería. Lo hizo en el Teatro Apolo. Hoy regresa para cantar esta noche a las 21:00 horas en el Auditorio Maestro Padilla. Además presenta su nuevo disco que se titula Todas las calles. El espectáculo con este genio de la interpretación y la música están asegurados. Este autor, que es capaz de hacer música, y que tuvo sus inicios como actor ofrecerá uno de los mejores directos que se pueden escuchar en todo el país.

-¿Qué propone en este nuevo trabajo discográfico después de la magnífica acogida que tuvo su primer disco?

- Se hace una especie de viaje interior. En el primero era un viaje imaginario por los mares de China y en este lo que hemos hecho ha sido bajarnos del barco y patear las calles. Nos hemos empapado de las armonías y melodías en cada puerto.

-¿Qué tiene este disco que lo distingue de lo que ha hecho anteriormente?

-Hay una pequeña diferencia. A nosotros nos apetecía muchísimo poder trabajar con armonías y con bases rítmicas cubanas y creo que lo hemos conseguido. Hemos contado con la presencia del cubano Pepe Rivero al piano y Manuel Machado a la trompeta. Desde hace tiempo me hacía ilusión tocar con músicos cubanos, pero mantenemos ese sonido de jazz en algunos temas, que a nosotros nos gusta tanto hacer.

-Las letras son fundamentales en las canciones de Toni Zenet...

- Evidentemente. Las letras son como trajes a medida. A mi me gusta decir que Javier Laguna utiliza a veces la excusa de hablar del amor y lo utiliza como pretexto para hablar de otras muchas cosas de la condición humana. Creo que hay mucha gente que se siente identificada con las letras de mis canciones.

- Este disco tiene como un sabor añejo y algo antiguo...

- Hemos podido ahondar en darle un color diferente a cada canción. En ese sentido, es importante la participación de Juan Ibáñez que se ha encargado de la producción musical. Me parece muy interesante como Ibáñez ha imaginado un color distinto para cada canción.

-Es un artista que sabe adaptarte a cualquier género de música. La naturalidad puede ser la clave del éxito.

- Puede ser, aunque no tengo muy claro donde está la clave del éxito. Supongo que nosotros hacemos un tipo de música que pertenece mucho al inconsciente colectivo. Nosotros de alguna manera, reinterpretamos los géneros, los llevamos a nuestro terreno. Lo que si me parece interesante que gente muy joven que no ha escuchado esos géneros se venga a nuestros conciertos.

-Creo que cuando era muy joven llegó a renegar de esos géneros musicales como la copla, el swing o el fado.

- Son cosas de la edad. Cuando tenía 18 años y hacía funky, renegaba un poco de todo esto que lo veíamos como antiguo. Si es cierto, que se evoluciona y se madura. Hubo una época en que estaba desilusionado con la industria de la música y hubo como una especie de parón, y en ese parón fui buscando una serie de referencias. Empece pegándole a los boleros y la cosa fue tomando forma. Con la edad se va llegando a la esencia.

- El público le admira y te quiere, eso sólo se aprecia en los conciertos en directo...

- Sí, es cierto que noto mucho cariño. Tengo una gran suerte de haberme rodeado de grandes músicos. Nosotros sobre el escenario lo solemos pasar muy bien todos, con lo cual supongo que el público al vernos pues también lo pasa realmente bien, porque es algo que se contagia.

- Después de tanto éxito, en qué piensa de cara al futuro...

- Soy muy curioso, y cuando nos gusta una armonía nos ponemos a trabajar. Van surgiendo ideas que las vamos dejando en una cartera para recuperarlas.

-En Almería siempre ha sido muy bien recibido...

- Quiero mucho Almería porque tengo buenos amigos, aparte conocemos gente de Adra. En Almería estoy como en casa.

- El cine también se le da bien...

- Bueno, ahora está en fase de montaje la película La mula, de Michael Radford, basado en la obra homónima de Juan Eslava Galán, donde doy vida a un coronel. Además, hago de invidente en el cortometraje Las tacitas, basado en un relato de Benedetti y dirigido por Rafael García. He dedicado a este trabajo mucho tiempo y cariño. Antes me conocían como el actor que cantaba y ahora soy un cantante que hace películas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios