"Cuando llegué a los Teddy Boys, con 22 años, ya era un bitelmano consumado"

  • Este genial guitarrista almeriense, que ha creado escuela con el paso de los años, actuará el viernes a las 21:00 horas en la Casa del Cine con su grupo Beatles Connection y su amigo Diego Cruz

Lleva más de media vida dedicado a la música. El viernes con su grupo Beatles Connection actuará en la Casa del Cine, en una noche dedicada a la música beatles. Además ese día se inaugura la sede de la Asociación John Lennon Almería Forever. Será el viernes, 9 de septiembre a las 21:00 horas.

- ¿Qué se siente ante el hecho de actuar en la Casa donde estuvo varias semanas John Lennon?

- Satisfacción. No sólo porque él pasara allí una temporada, sino porque al fin se ha logrado el objetivo que nos propusimos hace trece años como es recuperar la casa para la ciudadanía.

- Cree que Almería es consciente de la importancia que tiene el hecho de que Lennon pasara aquí varias semanas e incluso compusiera una de sus grandes canciones.

- No demasiado. En general, la gente no lo es. Pero sí lo es un núcleo cultural que hace opinión y los políticos y las administraciones, que son los que han podido hacer realidad lo que se estaba demandando. Strawberry Fields es, para muchos, la mejor canción del siglo XX, y se compuso en Almería, y quizás la Casa fue su fuente de inspiración.

- Usted ha formado parte de varios grupos musicales, quizás se le conoce más por los Teddy Boys. Sin embargo, el espíritu Beatles siempre subyace.

- Cuando escuché por primera vez el Twist and shout tenía 15 años y fue como un terremoto en mis preferencias musicales. Sin embargo, cuando llegué a formar parte de los Teddy, ya tenía 22 años y era un "bitelmano" consumado.

- ¿Cómo surge la idea de hacer un concierto con música Beatle en una casa que tanta importancia tiene para la ciudad y sobre todo para el mundo del cine?

- Bueno, la Casa ya se inauguró hace bastantes meses, pero nuestra sede, situada en las instalaciones se merecía una inauguración relacionada con el mundo Beatle. Además nos comprometimos con la concejalía a dar contenido cultural-musical a la Casa, organizando este tipo de eventos.

- Usted recuerda cuando era niño la famosa Casa Romero. ¿Cómo era entonces la zona?

- Desgraciadamente, de niño no pude conocer el lugar, ni siquiera cuando John estuvo aquí, ya que su segunda morada almeriense era desconocida hasta que nuestro amigo Adolfo Iglesias hizo una exitosa labor de investigación. Pero, por las fotos existentes de los años 50 y 60, casi todo era vega, con algunas casitas y cortijos.

- Lo de ser músico, hubo unos años que realmente no estaba muy bien visto, sin embargo, usted junto a otros legendarios músicos han creado escuela.

- Hay un dicho que reza "tienes más hambre que un músico". Pero en los años 60, con el nacimiento del pop, la apreciación del estatus del músico cambió, convirtiéndose en parte de un colectivo muy prestigioso. Sin duda, debido a que quien dictaba las normas ya no era la alta sociedad, sino la emergente clase media.

- ¿Qué opina de la música que se hace ahora en Almería?. Hay creatividad o generalmente se suele mirar hacia atrás.

- Almería está viviendo su mejor época, en cuanto a la música se refiere. Siempre hemos tenido artistas de prestigio, por ejemplo, el Maestro Padilla o Tomatito, por lo que podemos decir que nuestra tierra es buena cuna. Pero con la creación del Conservatorio se ha incrementado considerablemente la cantidad y la calidad de los músicos almerienses.

- En la música usted considera que está todo inventado

- Recuerdo una anécdota mía. En el año 1959 (me acuerdo porque fue en la época de la revolución cubana), estaba de moda una canción Los niños del Pireo. Entonces tuve la impresión de que todas las buenas melodías ya se habían inventado, que la capacidad creativa en la música estaba tocando techo. A los tres años, salieron los Beatles y toda la vorágine de músicas posteriores. Sinceramente, creo que la creatividad humana es infinita.

- Hay artistas que solo buscan fama y dinero. En su caso, usted es vocacional, ya que comenzó muy joven a tocar la guitarra. Entonces imagino que se ganaba dinero, porque actuaban mucho.

- Sí. Los mejores años para vivir de la música, fueron los 80. Los Teddy Boys fue un grupo muy cotizado en esa época. Nos demandaban desde todos los rincones del país.

- La cosa hoy día no es fácil para nadie. Para los músicos, cómo se presenta el futuro.

- La crisis llega a todos los rincones. No solo para los músicos. Los ayuntamientos están bajo mínimos, por lo que las actividades culturales están menos subvencionadas. El músico más imaginativo será el que se lleve una parte del exiguo pastel.

- Imagino que usted que participa en varias formaciones musicales con Diego Cruz tendrá proyectos de futuro. ¿Preparan algún otro disco?

- Tenemos que grabar un EP con los SunRockets antes de enero. Nos lo demanda nuestra casa de discos. De manera que cuando se acabe la temporada, que le quedan dos días, nos dedicaremos a ello con muchas ganas.

- ¿Cómo se explica que antes había pueblos que tenían varios grupos musicales, y ahora todo esto ya no existe?. Antes había más inquietudes musicales que ahora.

- Lo que ha decaído son las orquestas, pero grupos de rock, pop y otras músicas alternativas, cada vez hay más. Y mejores. El otro día me enteré que unos cuantos elementos locales y alguno extracomunitario, estaban formando un grupo de música balcánica. ¿Qué más se puede pedir?

- De qué manera han afectado las nuevas tecnologías a la música.

- De forma increíble. Tanto por el abaratamiento y profusión de instrumentos electrónicos, como por el uso de ordenadores para arreglar, componer y grabar música. Si Mozart o Beethoven hubiesen nacido hace dos o tres décadas, no sé hasta dónde se habría multiplicado su capacidad creativa.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios