Festival de Teatro de El Ejido

Unos títeres amenazan construir una fábrica en el Parque Municipal

  • La compañía argentina Banda Espuma representa la obra 'Bom, Borom, Bom, Bom'

Comentarios 0

Personajes con sabor argentino. Una muestra de títeres que ayudados de las manos de su intérprete formaron una historia de auténtica intriga y con la aventura como ingrediente principal. De esta forma, la compañía argentina Banda Espuma interpretó ayer en el Parque Municipal la obra Bom, Borom, Bom, Bom.

El escenario, con sus telares negros, intentaba mostrar el mismo lugar en el que se estaba representando, un parque. Una estatua un árbol y flores plasmaban el espíritu principal que necesitaba la historia.

El relato comenzaba con el personaje de un limpiabotas que estaba enamorado de una joven chica llamada Rosita. La historia comienza con un apasionado beso entre ambos títeres, pero no todo iba a ser buenos momentos en la historia.

Tras este comienzo feliz, un personaje que interpretaba al malo del relato explicó que tenía la intención de quedarse con el Parque Municipal de El Ejido para montar una fábrica que contaminara todo de humo.

El limpiabotas, que buscaba un cliente para ganarse un dinero, encontró a este personaje maligno. Una maleta olvidaba es el comienzo de las dudas y de la trama que ofrece misterio a la historia de títeres.

Mientras iban sucediendo los hechos el público miraba expectante a los muñecos que, en ocasiones, interactuaban con los asistentes haciéndole preguntas.

Una de las cuestiones que formularon los títeres es si alguna vez habían estado enamorados y muchos de los niños presentes respondieron con un rotundo “no”. Esta pregunta fue dirigida posteriormente a los padres a lo que contestaron con un tímido “sí”.

Ezequiel Yasar es el director e intérprete de la obra de títeres que con gran manejo de cada uno de los personajes y con el cambio de voces hizo las delicias de grandes y pequeños.

Durante cerca de una hora se pudieron vivir las aventuras de un limpiabotas y su amor que intentaron que el Parque Municipal de El Ejido no fuera avasallado por personajes malignos que querían ganar dinero con sus fábricas.

Etiquetas

más noticias de CULTURA Ir a la sección Cultura »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios